Con el mensaje “sumar para avanzar” como lema de campaña, el candidato del PSdeG-PSOE a las primarias Valentín González Formoso se reunió ayer por la tarde con una treintena de militantes y simpatizantes socialistas en la sede de Cangas para animarles a participar en el proceso que decidirá si es él o su rival, Gonzalo Caballero, el próximo candidato del partido a presidir la Xunta. Trasladó la idea de que este proceso no es para dividir a los socialistas, sino para darle voz y decidir democráticamente quién llevará las riendas, y que el objetivo no es “conformarse” con ser la segunda o tercera formación política, sino “sumar fuerzas” para ganar protagonismo en Galicia y echar al PP del poder, ocupando su lugar.

Formoso, alcalde de As Pontes desde 2015, presidente de la Diputación de A Coruña y secretario provincial del PSdeG-PSOE, se comprometió a dedicar tiempo y esfuerzo a hablar de los problemas de los gallegos y a dejar de lado los ataques personales, porque no es “su estilo” ni lo que necesita el partido, aunque no eludió criticar, más o menos veladamente, el “conformismo” de Caballero, su labor de “dividir” y la falta de ilusión que percibe una ciudadanía que rechaza “disputas internas” y exige liderazgo para salir del vagón de cola de la política galega.

Valentín González Formoso también destacó el potencial de Galicia en varios campos, como el energético, dada su situación geográfica y características, como la riqueza en agua y viento, aunque apuesta por explotarlas con una visión moderna y generadora de riqueza, con valor añadido, sin dañar el medio ambiente y con fuerte protagonismo público. Descarta “ir detrás de las pancartas del BNG con el lema eólicas non”.

Para finalizar el encuentro con la militancia, que aplaudió su intervención, Formoso volvió a llamar a la participación en las primarias del próximo sábado día 30 para decidir si los socialistas prefieren seguir a rebufo o ganar protagonismo para llegar a gobernar Galicia.