Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El vial de la urbanización Punta Couso no figura en el Inventario de Bienes y el PP pide expropiar

Portal que cierra el paso al camino de Punta Couso. | // GONZALO NÚÑEZ

El conflicto del camino de Punta Couso no está cerrado. El PP lo quiere reabrir aprovechando que en el Inventario Municipal de Bienes realizado por la empresa redactora del Plan Xeral de Ordenación Municipal (PXOM) de Cangas no figura inventariado el camino, fórmula que había sido elegida por el ahora concejal de Facenda y hombre fuerte del gobierno, Mariano Abalo, para hacerse con esta vía que pasa por el interior de una urbanización de lujo y que conduce al mismo tiempo a los faros. Hay una puerta que indica que es propiedad privada y existe una sentencia municipal que deja claro que el camino no es del Concello de Cangas. Es también una vía que los mariscadores utilizaban para acudir a sus banco marisqueros.

El portavoz del grupo municipal del PP de Cangas, Rafael Soliño, pretende que los servicios jurídicos del Concello elaboren un informe sobre el expediente de expropiación del camino de Punta Couso y que se inicie un expediente de expropiación del acceso a Punta Couso, para que pase a ser de titularidad pública. Los vecinos de la urbanización siempre probaron que el camino forma parte de la propiedad. El PP asegura que inventariar el camino no conduce a nada, ya que con eso no se consigue la titularidad, porque los vecinos siempre pueden aportar una escritura.

Rafael Soliño afirma que tanto el anterior gobierno formado por ACE; BNG y Aspum, como el de ahora, integrado por ACE y PSOE, siempre votaron en contra de que para el Partido Popular de Cangas es la única solución. “Se excusaban en que este problema lo iban a resolver mediante el inventario de bienes del Concello. Esto fue lo que propusieron en el año 2015 y estamos en el 20121 y todo sigue igual. A los cangueses se nos priva de ese derecho de uso. El acceso a Punta Couso es un problema que viene de lejos, donde se priva de libertad, uso y titularidad de un camino que debería ser público, ya que existe y más que evidente su necesidad e interés de en dicho acceso. Es una vergüenza que una parte del territorio y costa del Concello de Cangas no pueda ser visitado por los vecinos. Se priva del acceso a los marineros para realizar su trabajo o se impide el mantenimiento del faro por la seguridad en el mar”, manifiesta el concejal Rafael Soliño.

Compartir el artículo

stats