05 de diciembre de 2008
05.12.2008
PARAGUAY

Dos mujeres se dejan crucificar en una protesta de los grupos "sin techo"

05.12.2008 | 21:08
Dos mujeres de grupos de denominados "sin techo" (ocupantes ilegales de viviendas) se dejan crucificar hoy, 5 de diciembre de 2008, en Asunción (Paraguay), durante una protesta para exigir al Gobierno de Fernando Lugo la destitución o renuncia del ministro de la Secretaría de Acción Social, Pablino Cáceres.

Los protestantes exigían la destitución del ministro de la Secretaría de Acción Social (SAS), Pablino Cáceres.

Dos mujeres paraguayas se dejaron crucificar hoy por sus compañeros de grupos "sin techo" que protestan desde hace semanas en Asunción para exigir la destitución del ministro de la Secretaría de Acción Social (SAS), Pablino Cáceres.

Las dos mujeres, cuyos nombres no fueron divulgados, se ofrecieron voluntarias para que sus manos fueran clavadas en cruces, a las que después fueron atadas para ser llevadas en andas por miles de manifestantes durante una marcha por el centro capitalino.

Poco antes los manifestantes fueran desalojados por la policía de una plaza pública de Asunción donde permanecían acampados y realizaban a diario protestas para exigir la destitución de Cáceres, a quien acusan de inoperante. Tras la protesta, que incluyó un mitin ante la SAS, las dos mujeres fueron derivadas a un centro médico para ser asistidas.

Ante el recurso a semejante medida de fuerza, el fiscal general del Estado, Rubén Candia Amarilla, anunció que se analizarán eventuales imputaciones debido al peligro al que fueron expuestas las dos personas.

Los "sin techo", como se denomina en Paraguay a los ocupantes ilegales de propiedades de varios departamentos y, principalmente, de localidades aledañas a Asunción, también exigen la compra de tierras para la construcción de viviendas populares, cuyas adjudicaciones son tramitadas por la SAS.

Cáceres propuso la semana pasada dialogar con no más de cinco representantes de los ocupantes ilegales de propiedades, pero los manifestantes dijeron que sólo lo harán si acuden los 28 dirigentes de las distintas bases que agrupa a ese colectivo.

Uno de sus jefes, Blas Vera, advertió hoy que proseguirán las protestas y no descartó eventuales bloqueos de carreteras si la SAS no libera los recursos que reclaman, unos 40.000 millones de guaraníes (8,1 millones de dólares) para los programas de viviendas populares.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 
Enlaces recomendados: Premios Cine