Un accidente en el arrastrero más grande de España deja dos heridos muy graves

Dos trabajadores de máquinas reparaban una maquinilla en cubierta cuando de repente se activó

El perito de la Ciaim que investiga el caso es el mismo que el del “Pitanxo”

El Lodairo, amarrado en Vigo en una foto de archivo.

El Lodairo, amarrado en Vigo en una foto de archivo. / Marta G. Brea

Los servicios de emergencias marítimas evacuaron a dos tripulantes del bacaladero vigués Lodairo, el mayor arrastrero de España, tras sufrir un accidente operacional a bordo. El buque navegaba el miércoles a 100 millas al noroeste de Escocia cuando el Centro Radio Médico recibió la alerta para la evacuación de los dos marineros, que estaban conscientes, pero con heridas muy graves. Según informó la armadora Áncora, los dos trabajadores se encuentran estabilizados y fuera de peligro en la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital Reina Isabel de Glasgow. Sus familiares están con ellos desde ayer, acompañados por el armador, el vigués Iván López Van der Veen. La Ciaim (Comisión de Investigación de Accidentes e Incidentes Marítimos) ya se encuentra investigando lo sucedido, ya que en el momento del accidente no había otros marineros en cubierta. El perito encargado es el mismo que el del naufragio del Villa de Pitanxo.

El Centro Nacional de Coordinación de Salvamento Marítimo, con base en Madrid, recibió la comunicación el miércoles cuando el buque de 84 metros de eslora se encontraba al noroeste de la isla de Lewis del archipiélago de las Hébridas, en Escocia. Aunque su objetivo principal es el bacalao, en estos momentos estaba participando en la pesca de bacaladilla (lirio) en aguas de Gran Sol.

Tras el aviso, Salvamento se puso en contacto con el centro Stornoway MRCC, que coordinó la evacuación por helicóptero hasta el hospital Western Isles, en Stornoway. De allí fueron trasladados a Glasgow.

Accidente

Según pudo saber este medio, los dos tripulantes se encontraban en la cubierta reparando una de las maquinillas cuando, por motivos que se desconocen, el sistema se activó, afectando a las piernas de los hombres, de O Morrazo. La situación afectó profundamente a toda la tripulación.

No obstante, sus vidas no corren peligro, según la información oficial. “Informaremos sobre la evolución de este suceso, pero ahora es el momento de estar cerca de los heridos y de sus familiares”, indicó Iván López a través de un comunicado. “Rogamos que se respete su intimidad, imprescindible en estos momentos en los que lo fundamental es brindar apoyo y cercanía”, recalcó.

Casa

El Lodairo es el mayor buque de su clase de bandera española y uno de los pocos bacaladeros que quedan en la flota del país. Tomó el relevo de dos buques dedicados a esta especie, el Nuevo Virgen de la Barca y Nuevo Virgen de Lodairo. Tras la evacuación, la embarcación puso fin a la marea y se dirigió hacia su puerto base en Alemania, en Cuxhaven. Desde allí los tripulantes volverán a sus casas en los próximos días.