Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La oficina de consumo nota el auge de las compras online

Las reclamaciones ligadas al comercio crecen un 78% por el negocio electrónico

Cierre de un comercio a las 18 horas por la pandemia. // Alba Villar

Cierre de un comercio a las 18 horas por la pandemia. // Alba Villar

La Oficina Municipal de Información al Consumidor (OMIC) recibió el año pasado una reclamación por cada 350 vigueses. Un repunte de un 18% con respecto al año anterior, en el que ha tenido mucho que ver el aumento de las compras por internet y, por tanto, de los problemas relacionados con ellas.

En un año tan extraño, en el que la población estuvo confinada más de dos meses y muchos evitaron las tiendas físicas mucho más tiempo, las ventas por internet comieron terreno a las presenciales. Los técnicos del Servizo de Medio Ambiente, Sanidade e Consumo de Praza do Rei tramitaron a lo largo de 2020 un total de 144 quejas ligadas al sector del comercio y confirman que “mayoritariamente” se deben al electrónico. Son 63 más que en el anterior ejercicio, lo que supone un incremento del 77,8%. Y es más del doble que hace solo dos años –68 en 2018–.

Este bum de quejas por las ventas online ha elevado el balance de reclamaciones de la OMIC, tras un 2019 en el que cayó un 21,5% hasta las 715 quejas. Aún así, con 843 expedientes abiertos el año pasado, la actividad de la oficina municipal aún está lejos de los niveles anteriores a 2015, que rozaban el millar. El año pasado, los vigueses interponen, de media, más de tres protestas formales al día, descontados fines de semana y festivos.

Telefonía

A pesar del aumento de las reclamaciones por la actividad comercial, son los fabricantes y operadoras ligadas a los servicios de telefonía los que se siguen llevando la palma en el descontento de los consumidores. Con 372 expedientes, representa dos de cada cinco de las iniciadas en 2020 –el 44%–. Su peso en las reclamaciones presentadas ante la OMIC incluso aumenta con respecto al ejercicio anterior, aunque lo hace en menor medida que el comercio. En concreto, se interpusieron 23 más, lo que representa un incremento del 6,6%.

Reclamaciones presentadas en la OMIC de Vigo en 2020

En términos porcentuales, los problemas que más han aumentado entre los consumidores vigueses son los vinculados a los servicios financieros. Casi se triplicaron. Pero partían de un nivel muy bajo en 2019, cuando solo se presentaron cinco reclamaciones contra este sector. El año pasado subieron a trece.

Energía

Las relaciones con comercializadoras y distribuidoras de energía eléctrica y gas natural se han convertido en otro de los principales focos de problemas para los consumidores. Las desavenencias se han incrementado un 77% con 36 reclamaciones formales más en Vigo, hasta las 83 el año pasado. Son las terceras en volumen –el 10% del total–, tras las de telefonía –44%– y comercio –17%–.

Turismo

Puede que por las cancelaciones a las que obligó la pandemia de coronavirus, el sector del turismo también recibió más quejas el año pasado. Subieron un 30%, hasta las 48 reclamaciones. Es la mayor cifra, al menos, desde 2014.

Se mantienen en el mismo nivel las quejas ligadas a servicios del automóvil. Son 18, igual que las interpuestas contra servicios públicos, que sí suben en nueve. La hostelería solo recibió cuatro. Una reducción del 66% que puede tener algo que ver con todo el tiempo que los establecimientos han estado cerrados por las restricciones fijadas para combatir el coronavirus. Contra los servicios de asistencia técnica hay otras cuatro, una menos que en 2019.

Los expedientes de reclamaciones solo son una parte de la labor desarrollada por la OMIC. El grueso consiste en atender a ciudadanos que reclaman información. Evidentemente, las consultas presenciales se redujeron casi a la mitad –pasaron de 1.500 a 800–, pero las telefónicas se mantuvieron en torno a las 5.500. Versaron sobre alquileres, comunidades de propietarios, reparaciones de viviendas, servicios de salud, seguros, servicios financieros, cerrajería, telefonía, viajes combinados...

Compartir el artículo

stats