Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Galicia quiere 20.000 millones de la UE: la Xunta explica para qué

Feijóo durante la rueda de prensa posterior al Consello de la Xunta

Feijóo durante la rueda de prensa posterior al Consello de la Xunta Xoán Álvarez

La receta ortodoxa para superar la crisis económica causada por la pandemia de COVID-19 es diametralmente opuesta a la planteada ante el crac financiero de 2008 por parte de las autoridades políticas. Frente a la austeridad de entonces, el gasto público como combustible para reactivar la locomotora económica. La Unión Europea usará para ello los fondos Next Generation, que pondrán a disposición de España 140.000 millones de euros para reconstruir su tejido productivo y modernizarlo. Galicia aspira a captar casi 20.000 de ellos.

El sistema ideado por la UE pasa por un casting de proyectos que cada región europea debe presentar ante sus respectivas autoridades estatales, que decidirán el reparto de fondos entre los seleccionados.

Las autoridades comunitarias, que tras la crisis desencadenada por la quiebra de Lehman Brothers, situaron la austeridad como bandera para constreñir el gasto público ante una emergencia de deuda apuestan ahora por no reparar en firmar cheques para reactivar la maquinaria ante una situación sin precedentes desde la Segunda Guerra Mundial.

La Xunta tiene casi listos sus deberes y ayer el Consello semanal analizó casi de forma monográfica sus planes para lograr su pedazo de tarta de Next Generation.

Entre administración y sector privado han ideado 354 proyectos que suman una inversión total de 19.698 millones de euros, cerca del doble del presupuesto anual del Ejecutivo autonómico que este año será de 11.563 millones de forma excepcional debido a la inyección de dinero extra para paliar los daños causados por el COVID-19.

De ellos, 247 proyectos están vinculados al sector de la administración y 107, al económico-industrial, con inversiones de 6.827 y 12.871 millones, respectivamente.

Los ejes de esos planes pasan por ajustarse a la hoja de ruta de la UE: aprovechar el dinero no solo para recuperar la economía, sino para transformarla, apostando por la sostenibilidad, la digitalización y la innovación.

Proyectos gallegos que aspiran a fondos Next Generation Simón Espinosa

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, reconoció que aún no han presentado el 60% de proyectos, aunque estén perfilados, porque no se han abierto los plazos, y reconoció que no alcanzarán el 100% de sus aspiraciones. No concretó qué cifra de fondos sería aceptable para Galicia.

En lo que sí insistió es exigir al Gobierno central de Pedro Sánchez que ejerza de “árbitro imparcial” y rehúya las “componendas políticas” a la hora de adjudicar los proyectos, en alusión a posibles favores a determinadas comunidades a cambio del apoyo político de grupos políticos, una referencia a Euskadi y Cataluña. Partidos independentistas y soberanistas de ambas autonomías permitieron a PSOE y Unidas Podemos sacar adelante la conformación de su gobierno, así como la moción de censura de 2018.

“Esto no va de buscar acuerdos para mantener las victorias parlamentarias, va de crear empleo”, sentenció Feijóo en un acto en el que intervinieron todos los conselleiros por videoconferencia para resumir los planes de sus departamentos. Aun así, la Xunta no facilitó el listado completo de proyectos –el plazo para remitirlos al Gobierno no ha finalizado–, que hoy explicará Feijóo a los líderes de la oposición.

De los 354 proyectos, 126 (por valor de 12.000 millones) están vinculados a la Vicepresidencia Segunda y Consellería de Economía y entre ellos destaca la construcción de una planta de hidrógeno verde de hasta 100 megavatios en As Pontes, lo que abriría una salida laboral a una comarca afectada por el cierre de la central térmica, y el impulso de 1.000 mw de energía solar.

También se pretende mejorar la capacidad de Galicia no solo para producir fármacos, mediante un acuerdo con el grupo Zendal de cara también a la vacuna contra el COVID-19, sino la creación del centro de investigación y fabricación de terapias celulares, con la intención de generar tratamientos innovadores como la protonterapia contra algunos tumores. Además, se quiere usar el big data para prevenir enfermedades usando métodos predictivos.

En el terreno de la innovación, se propone la creación de fibras textiles a partir de celulosa obtenida de la madera para cerrar el ciclo productivo en Galicia y también a partir de residuos marinos. Otro proyecto aboga por convertir los excrementos del ganado en energía

También se pretende reformar el sistema de atención social impulsando el “cohousing” de mayores o la reforma del servicio de empleo.

Compartir el artículo

stats