Actualmente el 15% de las mercancías en entrada o salida del recinto se transportan en ferrocarril

» Esta cifra sitúa al Puerto de Marín como líder en Galicia en la utilización de este medio de transporte

21-09-2019Meneame
Carga de contenedores en un ferrocarril dentro del puerto.  // Fdv
Carga de contenedores en un ferrocarril dentro del puerto. // Fdv

REDACCIÓN [MARÍN] El transporte ferroviario de contenedores es el último de los servicios ferroviarios en sumarse a la oferta del Puerto de Marín para los tráficos que utilicen un transporte intermodal combinado. A finales de 2018 se estrenó una nueva línea ferroviaria destinada al tráfico de contenedores que se suma al ya importante movimiento por tren de otras mercancías como los graneles agroalimentarios o los productos siderúrgicos.
A ellos se suman varios trenes semanales que llegan al puerto procedentes de terminales interiores de la Península y que dan un nuevo impulso a la política de intermodalidad de la Autoridad Portuaria, reforzando el papel destacado del Puerto de Marín dentro del sistema portuario estatal.
De este modo, en 2018, el 15% de las mercancías del Puerto de Marín utilizaron el ferrocarril, como entrada o salida de las instalaciones portuarias. Esto sitúa al puerto como líder en Galicia y uno de los primeros puertos de todo el Estado en utilización porcentual de este medio de transporte.
Personal especializado
El Puerto de Marín cuenta con más de 7.000 metros lineales de vías de ferrocarril que permiten la composición de trenes de gran longitud. Dispone de 7 vías principales con apartaderos para las diferentes mercancías. Los operadores portuarios están muy especializados en este tipo de transporte.
La Autoridad Portuaria cuenta con personal propio formado como responsables de circulación para atender la operativa dentro del Puerto. De Marín salen diariamente trenes con graneles agroalimentarios, a los que hay que sumar varias operaciones semanales con bobinas de chapa de acero además del servicio añadido de transporte ferroviario de contenedores.
La especialización y formación del personal es fundamental para garantizar la seguridad de estos movimientos, pero también por la agilidad que requiere cierto tipo de cargas específicas de este puerto.