Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

¡Ojo, peregrino!

Un grupo de jóvenes peregrinos a su paso por Dozón. | // BERNABÉ/JAVIER LALÍN

Las administraciones públicas han realizado un esfuerzo por, el pleno Xacobeo 21-22, ofrecer información al caminante o programar propuestas de interés para una ruta que más allá de las distinciones de la Unesco, es claramente patrimonio de la humanidad. La Xunta es la entidad que en cierta medida dirige las líneas de acción para rentabilizar el impacto que los caminos de Santiago tienen sobre el turismo, todavía en momentos nunca recordados por el sector a consecuencia de la pandemia sanitaria.

La seguridad es fundamental y para eso una correcta señalización de los trazados y otras acciones como el mantenimiento de los mismos son tareas que cada año santo se refuerzan. Teniendo en cuenta de que el Camino discurre no solo por hermosos paisajes y estampas únicas sino también por carreteras, la Dirección General de Tráfico (DGT) elaboró un informe sobre la peligrosidad de cada uno de los trazados, en casos a su vez confluyen en otros de mayor dimensión, pero siempre con el objetivo último para el romero de alcanzar las calles empedradas de la capital de Galicia. En las comarcas se analizan dos trazados: la Vía da Prata y el Camiño de Inverno. En todos los casos Tráfico informa de los que son los denominados puntos de riesgo, de precaución y los tramos con dificultades para garantizar la total protección del caminante. En los 1.300 kilómetros del denominado también Camino Mozárabe figuran en Galicia dos puntos de riesgo destacados; uno en el municipio ourensano de Sarreaus y otro corresponde a la N-525 a su paso por Dozón. En lo que atañe a los calificados como puntos de precaución aparecen cuatro en este mismo ayuntamiento –entre el Alto de Santo Domingo y O Castro– y también en parte de la PO-902 a su paso por la parroquia lalinense de A Xesta.

Ya como tramos donde es conveniente extremar las medidas de vigilancia para no llevarse un susto por el tráfico de vehículos la DGT dibuja Cea-Dozón [a la altura de la localidad ourensana de Piñor], Dozón-Silleda y Ponte Ulla-Santiago. Atendiendo a este exhaustivo informe en las 74 etapas a pie en las que se estima se puede completar esta ruta figuran 122 puntos de riesgo.

Si la Vía da Prata en Deza discurre por Dozón, Lalín y Silleda, el Camiño de Inverno penetra en la comarca por Rodeiro y en la capital dezana engancha con el trazado antes mencionado. La ficha técnica elaborada por la DGT para una ruta que en su totalidad cuenta con 220 kilómetros indica que los puntos de mayor riesgo se localizan en dos carreteras de los concellos lucenses de O Saviñao y Quiroga. Y ya en lo que respecta a los tramos son dos los citados, uno de ellos en Camba. Se trata del tramo de 200 metros de la carretera provincial EP-6201 que conecta Vilela y Rodeiro. El otro, de unos 5,5 kilómetros afecta a un vial del término municipal lucense de Quiroga.

Cerca de 5.000 caminantes al año

En 2016 el Camiño de Inverno se sumaba al grupo de rutas oficiales y poco a poco se está asentando como una alternativa, ya no histórica sino real, de aquellos que deseaban sortear las nieves de las elevadas cumbres de O Cebreiro. Se adentra en Deza a través de Rodeiro, después de superar la comarca de Lemos la Ribeira Sacra, y ya en Lalín engancha con la Vía de la Plata –trazado Sanabrés y Mozárabe– después de atravesar su núcleo urbano desde Lalín de Arriba hasta O Regueiriño. Esta conexión con la ciudad del Apóstol Santiago fue la preferida el pasado año para un total de 932 caminantes. El impacto de la Vía da Prata es mucho mayor. Durante el pasado ejercicio fueron 4.046 romeros los que pasaron por ella en dirección Santiago. El Camino Francés (98.090 peregrinos) es claramente el más concurrido. Los datos ofrecidos por la Oficina de Acogida al Peregrino de Compostela nos indican además que la pandemia sanitaria frenó a millares de romeros y así se entiende que por ejemplo durante 2019 por la Vía da Prata transitasen 9.200 personas y más de un millar completaron el Camiño de Inverno.

Compartir el artículo

stats