Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Internet llega ya a nueve de cada diez hogares, que continúan a la cola en compras on line

Las comarcas figuran entre las áreas con más viviendas con televisor inteligente | El 70% de las familias dispone de un ordenador, clave para continuar con los estudios y el trabajo durante las restricciones sanitarias

Internet llega ya a nueve de cada diez hogares, que continúan a la cola en compras por internet

Si algo bueno hizo la pandemia sanitaria, fue reducir la brecha digital abierta desde hace años no solo por edades, sino también por renta familiar e incluso por áreas geográficas. Las nuevas tecnologías nos permitieron tanto seguir trabajando desde casa durante las restricciones de movilidad como mantener el contacto con familiares.

El Observatorio da Sociedade da Información e a Modernización de Galicia (Osimga), junto a la Axencia para a Modernización Tecnolóxica de Galicia (Amtega) recogen el uso de dispositivos electrónicos y de internet, por áreas, en el informe Galicia. A nosa vida en dixital. A sociedade da información nos fogares galegos. El volumen, publicado este año, maneja datos de 2020, cuando se desató el COVID.

Indica que el año pasado había internet contratado en el 90,3% de todos los hogares gallegos, es decir, en 853.460 casas. Son 63.414 viviendas más que en 2019. En el área de Pontevedra Nororiental se supera incluso el porcentaje gallego, con internet en el 91,2% de los hogares. Es la sexta zona de la comunidad con mejores datos, superada solo por las áreas de A Coruña, Pontevedra, Ourense, Vigo y Santiago. El informe califica de “muy significativa” la contratación de internet en los municipios de menos de 10.000 habitantes. En esta franja se ubican todos los concellos de las comarcas, salvo Lalín y A Estrada. Destaca, también, la contratación de internet con una velocidad superior a los 100 megabits por segundo, idónea para descargar archivos pesados.

Videollamadas

Sobre el uso de internet, el informe resalta cómo en los últimos tres meses de 2020 aumentó su uso entre las personas de 65 a 74 años, a nivel gallego. El 53% de los encuestados ya se maneja a la hora de usarla, y es un 13% más que en 2019. Las personas mayores recurren a internet para realizar videollamadas, buscar información sobre el coronavirus o efectuar compras online. Por áreas, en la de Pontevedra Nororiental (donde se enclavan las comarcas) emplearon internet el 83,7% de las personas de 16 a 74 años encuestadas. Es una buena ratio, pero está lejos de la que marcan áreas de ciudades como A Coruña (92,8%) o Santiago (90,1).

Decíamos que el uso de las tecnologías permitió realizar videollamadas a familiares, informarse sobre la evolución del COVID y hacer compras. Pues bien, las comarcas no destacan, precisamente, por adquirir bienes o servicios a través de la red. Según el citado informe, en nuestra área geográfica sólo el 47,2% de los encuestados realizó adquisiciones on line durante la pandemia. Es un porcentaje que solo supera al 45% de A Coruña Suroriental o al 40% de la zona Lugo Sur.

No obstante, aumenta la dotación de dispositivos electrónicos, al tener que estar más tiempo en casa. Uno de ellos es el Smart TV o televisor inteligente. A nivel gallego, en 2017 había este tipo de televisor en el 21,1% de los hogares, y en 2020 el porcentaje llega ya al 40,5. Y nuestra zona es la quinta área geográfica en cuanto a dotaciones de este tipo, superada solo por A Barbanza-Noia; A Coruña; Ferrol-Eume y Pontevedra. En las comarcas, el 43,8% de los hogares disponen de dicha tele. Bastante más modesta es la presencia de hogares con consola de videojuegos con acceso a internet: solo figura en el 15,6% de las viviendas.

El uso del ordenador ya está más extendido, teniendo en cuenta su necesidad a la hora de estudiar o trabajar. Siete de cada diez viviendas de las comarcas disponen de este servicio. El informe destaca que el empleo del ordenador en los hogares está directamente relacionado con la presencia de niños y niñas de entre 3 a 16 años, es decir, en edad escolar.

Mejora el uso entre personas de 65 a 74 años

Es evidente que las generaciones más jóvenes emplean más a menudo los teléfonos móviles, el ordenador o una tablet. A nivel gallego, en los últimos meses de 2020 nueve de cada diez personas usaron estos dispositivos. Por edades, el porcentaje sube al 99,3% de personas entre 16 y 24 años. Se queda en el 65% en la franja de 65 a 74 años. Puede ser un porcentaje modesto, pero es muy revelador, porque en 2019, el año anterior a la pandemia, empleaban dispositivos electrónicos solo el 42,4% de esas personas de 65 a 74 años. Por áreas geográficas, en la de Pontevedra nororiental emplearon dispositivos electrónicos el 84,4% de las personas de 16 a 74 años. Es una media, como vemos, inferior a la gallega. Y además está entre las más bajas, junto al 83,7% de Ourense Sur y el 84,4% de Lugo Oriental.

Contacto con la administración electrónica

La pandemia también mudó los hábitos a la hora de trámites burocráticos. El informe en este apartado no ofrece datos por áreas geográficas, pero apunta que a escala gallega el 75% de los consultados interactuó con la administración electrónica. En 2019 había sido el 63,7%. Los ciudadanos echaron mano de internet para obtener información y descargar formularios, en mayor medida que los otros vecinos españoles o incluso a escala europea.

Compartir el artículo

stats