Desde el Concello de Valga condenan los actos vandálicos ocurridos durante la noche de San Juan, “fecha que debería ser de fiesta y alegría pero que, lamentablemente, algunas personas han aprovechado para causar daños tanto a bienes privados como a infraestructuras públicas, siendo los principales perjudicados los vecinos de Valga, que ven mermada la calidad de los servicios debido a los daños ocasionados”.

Parte de los daños detectados en estos días posteriores a San Juan se produjeron en la señalización de diferentes vías locales. Los vándalos dañaron y doblaron señales de tráfico en zonas como Baño o Vilar, comprometiendo la seguridad vial y poniendo en peligro a los usuarios de estas carreteras.

Otro de los servicios que se vio afectado fue el de recogida de basura, al aparecer múltiples contenedores volcados y arrojados en fincas y parcelas, con la basura esparcida.

Tras realizar un listado de los bienes municipales que han sufrido daños, el Ayuntamiento pondrá la información a disposición de la Guardia Civil para intentar identificar al o los responsables de todos estos daños.