Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

“Wakame” y “codium”, las abundantes "delicatesen" que proporciona la ría de Arousa

Gastronomía, medicina o farmacia y cosmética son los usos más habituales del recurso EDesde 2010 existe un plan de explotación, para mantener el equilibrio marino EA Illa, O Grove, Cambados y Vilanova las recogen

Presentación esta semana en Silleda del video en el que se recoge la actividad pesquera de A Illa. | // FDV

Uso medicinal, cosmético o gastronómico son algunas de las numerosas posibilidades que ofrecen las algas extraídas en las ricas aguas de la ría de Arousa. En A Illa lo saben bien y la OPP-20 explota nada menos que cinco tipos desde que se elaboró el primer plan de explotación de este recurso, allá por el año 2010. En estos momentos, los 36 marineros autorizados en esta cofradía, con 18 embarcaciones, extraen nada menos que 370 toneladas, veinte veces más que el primer año, con una rentabilidad elevada pues el kilo se vende en lonja por encima de los 1,20 euros el kilo. También las cofradías de O Grove, Cambados y Vilanova explotan dicho recurso.

El patrón mayor de A Illa Juan José Rial Millán está convencido de las posibilidades de los vegetales marinos que en España “todavía son grandes desconocidos” pero que tiene una elevada demanda en cocinas de Europa, desde Francia a Alemania o los Países Bajos, donde su consumo arrastra una larga tradición.

Juan Rial Millán con el alcalde de A Illa en la presentación de la campaña de algas FDV

Son estos los principales importadores de las algas gallegas, en tanto que los países asiáticos, donde el consumo de algas es inmemorial, se abastecen por sí mismos. “Hace cuatro años, no sé en estos momentos como está, los aranceles eran muy elevados”, confiesa Millán convencido de que es un mercado al que todavía no se pueden dirigir.

Pero cree que el cambio de hábitos está a la vuelta de la esquina. “Cada vez hay mayor demanda de codium, wakame, himanthalia elongata, ulva o leituga de mar y de combo”, las cinco especies que extraen los buzos a la altura de Areoso.

Tan sabrosas como los percebes

Esta misma semana, la OPP-20 acudió a Silleda donde participó en la feria Salimat que organizó la Consellería de Mar y en la que han quedado de manifiesto las bondades de un recurso que tiene una enorme potencialidad en numerosos ámbitos. “Yo preparo unas tiras de correa rebozadas en harina que no desmerecen en absoluto las de calamar”, explica Millán a la vez que subraya que el codium “es igual de sabroso que los percebes y tiene más vitaminas y proteínas que cualquier verdura de un huerto”, con la ventaja añadida de que son productos que cuentan con el certificado Craega (Consello Regulador de la Agricultura Ecolóxica de Galicia), es decir, es natural al cien por cien y, por tanto, absolutamente recomendable para cualquier cocina.

Un plato de longueirón preparado con wakame FDV

Un ámbito, el de la gastronomía, que ha encontrado un filón a la hora de elaborar nuevos platos. “Con un poco de codium en el pulpo basta para que ni siquiera sea necesario condimentarlo con sal”, explica Millán. Y es que cada vez se emplea más como condimento en la alta cocina pero también en cualquier bar que quiera ofrecer un plato con esencia. “En los 25 chiringuitos que abrieron en A Illa de Arousa se ofrecen ya platos con distintas variedades de algas para cocinar tanto el pulpo como las almejas, navajas o longueirón”, una tendencia que parece no tiene vuelta atrás por lo que cada vez será más necesario cumplir al máximo el estricto plan de explotación dictado por Mar.

A final de mes, como mucho a principios de julio, finaliza la primera de las dos campañas de extracción de algas, la más importante pues los marineros pueden extraer de los cinco tipos existentes.

Cada tripulante puede sacar la cantidad que quiera de wakame pues está considerada un alga invasora y hasta 250 kilos por tripulante de cada una de las otras cuatro especies existentes. Millán considera que son topes suficientes en tanto que es necesario guardar un equilibrio natural con el fin de proteger las especies restantes, tanto peces como crustáceos o cefalópodos que viven del rico fitoplancton existente en la ría, que ahora han de compartir.

Presentación de la campaña de la OPP-20 de A Illa en Silleda FDV

Las medidas son especialmente rigurosas en esta primera campaña pues la segunda es más corta al abarcar los meses de setiembre y octubre donde solo es posible recoger la llamada leituga de mar y algo de codium para atender los pedidos de las empresas procesadoras, en tanto que el “wakame no sirve en esa época”, pues es como “si coges una verdura grelada a destiempo”, explica Millán. Pero en ambas fechas existe cada año una mayor demanda. Solo en Galicia hay dos grandes empresas, en Vigo y A Coruña, que se dedican al procesado de algas, básicamente las que luego se ven en las distinas cadenas comerciales en pequeños botes, briks o enlatadas en fresco para cocinar.

De ahí que el precio de este producto natural empiece a tener una cotización cada vez más elevada: “El kilo se paga en lonja a 1,20 euros o más”, explica el patrón mayor que admite que se trata de un recurso “que ya permite vivir dignamente durante todo un año a una persona”. Con todo se considera solo un complemento de la actividad que desarrollan.

Alta demanda de las empresas de procesado

Aunque las algas son especialmente recomendables en la cocina por su potencial nutritivo, cabe poner de manifiesto que una gran parte de la producción que se distribuye en España se destina especialmente como aderezo por lo que requieren procesado de empresas especializadas que además de deshidratarlas y hacer una selección de las mismas, se encargan de envasarlas para que lleguen al cliente final, si bien de momento los principales distribuidores son las grandes cadenas alimenticias. Pero también en el ámbito médico y farmacéutico son productos muy demandados, en tanto que su poder vitamínico y de proteínas es muy recomendable a la hora de la prevención de enfermedades o incluso su curación. Obviamente no puede quedar al margen la importancia de las algas en el sector de los cosméticos por las propiedades que ofrece, desde yodo a hierro, pasando por alginatos, vitaminas A. B y C, proteínas, imprescindibles para un buen cuidado de la salud, especialmente demostrado en el caso de la piel para usos tópicos. Además de todas estas ventajas del uso de las algas, tampoco hay que olvidar su valor como un abono muy apreciado entre los agricultores, pues proporcionan muchos minerales buenos para la tierra y sus cultivos. Excusa hablarse de las molestias y daños que en ocasiones causan a los marineros y pescadores, cuando las algas invaden literalmente los bancos de marisco causando una gran mortandad de moluscos. El equilibrio es lo más complicado de guardar.

Compartir el artículo

stats