Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Ocho pacientes COVID en el Hospital de O Salnés enfrían la estadística de la comarca

Vilagarcía soporta todavía 242 casos /La tendencia se redujo a 250 casos por cada 100.000

Un enfermero revisa los tests de detección del COVID en el Hospital do Salnés. | // IÑAKI ABELLA

O Salnés y Ullán se mantienen por debajo de los 250 infectados COVID por 100.000 habitantes a siete días, una incidencia en cierto modo tranquilizadora si bien se observa una cierta aunque lenta tendencia en el repunte de casos y el número de ingresados en el Hospital vuelve a ser elevado con ocho enfermos en la tercera planta.

Son las últimas cifras oficiales que la Xunta incluye en el mapa de evolución de la pandemia dibujado hace ya dos años y que se actualizaba a diario, hasta ahora con acceso universal.

Los últimos datos de la Xunta obvian ya la evolución del fin de semana y es probable que desde hoy lunes se excluyan ya a los positivos que no son graves de cualquier estadística. Cabe recordar que hace quince días que tampoco se remite el parte con número de infectados por municipio a los alcaldes como se vino haciendo desde hace meses.

De ahí que los resultados que figuran en la Xunta son en estos momentos solo orientativos de la situación que se registra en la semana, pero hacen atisbar que se mantiene una evolución positiva, dado que a quince días, todos los municipios de las dos áreas sanitarias referidas superaban con creces los 500 infectados por cien mil habitantes, de modo que el riesgo de contagio era muy alto.

Teniendo en cuenta los dos parámetros elegidos para explicar la gráfica COVID, a 7 y 15 días, cabe indicar que Vilagarcía por su mayor población es la más afectada con 242 casos, un registro todavía demasiado elevado para suprimir medidas de protección como las que entran hoy en vigor, pues las mascarillas y el pasaporte COVID solo serán obligatorias en zonas consideradas sensibles como hospitales o residencias de la tercera edad.

Le sigue en la escala Sanxenxo con 93 contagiados activos mientras Cambados con 57 y O Grove con 56 siguen la tendencia. Bajo ese umbral están todos los demás municipios de O Salnés y Ullán.

El mapa indica que en Vilanova son 49 los enfermos COVID, 25 en A Illa de Arousa, 27 en Meaño, 31 en Ribadumia, 29 en Meis.

Sobre la comarca del Ullán, se indica que Valga es el que está en peor situación con 35 enfermos, seguida de Catoira con 19 y Pontecesures con 14, todos ellos parámetros que hace solo un año obligaban a decretar el cierre perimetral de las localidades de más riesgo.

Compartir el artículo

stats