Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los piratas son recibidos con chocolate en la Navidad de Vilanova

Ambiente multitudinario ante el barco pirata del Xardín Umbrío. | Iñaki Abella

En Vilanova ya es Navidad. Así quedó de manifiesto en la tarde de ayer con el protocolario acto de inauguración del alumbrado y decoración temática que se realiza en el Xardín Umbrío.

Gonzalo Durán con Papá Noel en la inauguración de las fiestas. | // IÑAKI ABELLA

Allí fueron muchos los que desafiaron el frío para asistir a uno de los momentos más esperados del año por familias y, sobre todo, por los más pequeños. Las casetas y diferentes motivos navideños se llenaron de luz en unos momentos que tuvieron al alcalde Gonzalo Durán como anfitrión.

Además, como viene siendo habitual, el departamento de Obras del Concello de Vilanova elaboró para la ocasión un atractivo barco pirata que, a buen seguro, se convertirá en uno de los lugares más fotografiados en las próximas semanas. El nuevo elemento del Xardín Umbrío toma el relevo de la avioneta estrenada el pasado año. Anteriormente hubo un tren y también un autobús, y todos ellos con motivos alegóricos a Vilanova o a sus parroquias.

Papá Noel con los niños en Vilanova Iñaki Abella

La música también contribuyó a ambientar la tarde, así como la cortesía del Concello de Vilanova de servir una chocolatada con churros del que disfrutaron todos los presentes. Los más pequeños mostraron más interés por disfrutar de cada una de las atracciones ubicadas a lo largo de toda la extensión del jardín, mientras los mayores tiraban de tecnología para inmortalizar el momento.

Los churros calientes se convirtieron en otro de los atractivos de las fiestas Iñaki Abella

Por otro lado, y dentro también de la programación navideña de Vilanova, recuerdan desde el Concello que el martes se abre en O Cuadrante el plazo de inscripción para la ludoteca que ayudará a la conciliación familiar entre el 22 de diciembre y el 7 de enero.

Mayores y niños disfrutaron del sábado en el Xardín Umbrío Iñaki Abella

Compartir el artículo

stats