Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Meis ensalza sus vinos y estrena el nuevo mercado de Mosteiro

Un momento de la visita enoturística con mascotas en Mar de Frades. | // IÑAKI ABELLA

Meis estuvo ayer de celebración por partida doble, puesto que albergó la segunda edición de “Meus Viños”, una feria cuyo objetivo es promocionar los caldos de las cinco bodegas de albariño asentadas en el término municipal, e inauguró la remodelación del Campo da Feira y del mercado de abastos, obras en las que se han invertido 300.000 euros.

En lo que respecta a “Meus Viños”, la cita no incluyó la feria de degustación que tan buen resultado dio en 2019, puesto que el Ayuntamiento declinó organizarla por temor a que se juntase demasiada gente. A cambio, se organizaron media docena de actividades con aforo controlado. Cinco de ellas fueron al aire libre y tuvieron como protagonistas a las bodegas. Consistieron en cuatro visitas enoturísticas (una de las cuales tenía como singularidad que podía hacerse en compañía de mascotas) y una marcha por la Ruta da Pedra e da Auga.

Todas las convocatorias fueron un éxito, pues se completaron en todas ellas las plazas previstas. Además, está siendo un momento dulce para las bodegas de Rías Baixas, pues este 2021 ha sido muy bueno en ventas. De hecho, algunas de las bodegas de Meis ya han terminado el vino que tenían de 2020, y están esperando a que esté listo y embotellado el de esta añada para retomar la comercialización.

Ya por la noche, la feria terminó con una cata musicada, en la que se degustaron los caldos de las cinco firmas asentadas en Meis (Mar de Frades, Terra de Asorei, Pazo Cilleiro, Laureatus y Pazo de Señoráns), al tiempo que la música corría a cargo de Los Taninos, grupo que lidera el cocinero Pepe Solla.

Obra pública

La alcaldesa de Meis, Marta Giráldez, y la presidenta de la Diputación, Carmela Silva, aprovecharon este último acto para dar por inauguradas las obras realizadas en el mercado de abastos y en el primer tramo de la carretera EP-9402 (Mosteiro-Barrantes), en las que ambas administraciones invirtieron 300.000 euros. Los trabajos han servido para eliminar el riesgo de inundaciones y para ganar espacios de preferencia peatonal.

Compartir el artículo

stats