Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La quema de rastrojos tendrá que esperar

La quema de restos agrícolas sigue prohibida. M. Méndez

 Son muchos los agricultores, ganaderos e incluso comunidades de montes vecinales en mano común que esperan, ansiosos, el momento de poder quemar todo tipo de restos de poda y demás rastrojos, en muchos casos amontonados desde hace demasiado tiempo en las fincas de cultivo y huertos, sean del tamaño que sean.

Pero para deshacerse de esa molesta materia orgánica, que además puede ser foco de enfermedades de la madera, tendrán que seguir esperando hasta nuevo aviso, ya que el riesgo de incendio forestal persiste, a causa de la inestabilidad en las condiciones meteorológicas.  

La Xunta de Galicia lo advertía esta misma mañana, indicando que, si bien hoy mismo finaliza la temporada de alto riesgo de incendios forestales, las quemas de restos agrícolas y forestales amontonados seguirán prohibidas “hasta nuevo aviso” debido, precisamente, “a la variabilidad de las previsiones meteorológicas para los próximos días”. 

Quema de rastrojos en una zona forestal. M.M.

Esto es tanto como decir que “no está permitido el uso del fuego para ninguna actividad agrícola y/o forestal”, recalca la Consellería do Medio Rural.

Compartir el artículo

stats