Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Una presunta fiesta ilegal en Vilagarcía termina con un joven detenido por la Policía Local

Un control de la Policía Local de Vilagarcía Noé Parga

La Policía Local de Vilagarcía detuvo a primera hora de la mañana de ayer a un joven, por presunta desobediencia a la autoridad. Eran las 7.30 horas cuando los agentes fueron requeridos por una presunta fiesta ilegal en la calle Merlo -una de las transversales a la avenida de As Carolinas-, y cuando llegaron se encontraron en efecto una reunión que no cumplía con la normativa COVID en vigor.

Los policías procedieron entonces a desalojar el inmueble, pero uno de los presentes se resistió supuestamente a colaborar -parece ser que se negaba a abrir la puerta- e intentó impedir su identificación, por lo fue denunciado por presunta desobediencia a la autoridad y detenido.

Fuentes municipales de Vilagarcía señalan que la pasada noche la Policía Local recibió numerosas llamadas quejándose por el ruido de celebraciones de amigos. Las reuniones entre no convivientes siguen prohibidas entre las 1 y las 6 de la madrugada.

Compartir el artículo

stats