Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El lobo de O Castrove vuelve a atacar a los animales que encuentra en el monte

Una yegua embarazada muerta y una potra herida, nuevos casos en la inmediaciones de Armenteira | La Xunta acaba de aumentar las ayudas

Imagen de la yegua embarazada que mató el lobo estos días en un ataque en Armenteira.   | // CEDIDA

Imagen de la yegua embarazada que mató el lobo estos días en un ataque en Armenteira. | // CEDIDA

Hacía ya meses que no se dejaba sentir por la zona pero los ganaderos del monte Castrove volvieron a sufrir ayer daños por el ataque del lobo. Y esta vez no ocurrió en el monte sino en una finca del núcleo de Valboa, en Armenteira (Meis). El ganadero Esteban Outeda comprobó como los animales incluso lograron saltar una valla de dos metros de altura con la que había cerrado expresamente el recinto para proteger a sus reses de estos ataques. Una fuerte inversión que se vio obligado a realizar que ahora ve con impotencia como no le sirvió para nada. En el interior, se encontró con un yegua próxima a dar a luz muerta y con una potra herida pero que tiene dudas de que pueda sobrevivir.

La zona de O Castrove es uno de los puntos de la comarca en los que ya se han reportado ataques del lobo. Pero también hay constancia de ellos en el Acibal, en O Suido, en A Fracha o incluso en los montes de O Morrazo, con algunos casos de daños causados a reses en Moaña.

La pasada semana, la Consellería de Medio Ambiente anunció que sumaba otros 22 ayuntamientos gallegos a la orden mediante la cual se incrementa un 30% la cuantía de las ayudas para paliar los daños causados por este animal. En la provincia de Pontevedra, estos ayuntamientos eran Silleda y la propia ciudad del Lérez. Completan la lista A Cañiza, Cerdedo-Cotobade, Covelo, Cuntis, A Estrada, Forcarei, Fornelos de Montes, Lalín, A Lama y Valga. Curiosamente no figuran Meis (en donde se produjo este ataque) ni Poio, dos ayuntamientos que comparten con Pontevedra el territorio del monte Castrove.

Según indican desde la Consellería, las cuantías concedidas variarán en función de las especies afectadas y de los tramos de edad, oscilando entre los 26 euros de un ejemplar de ganado ovino o caprino adulto y los 1.817 euros de una vaca de raza autóctona de entre 2 y 6 años de edad. En esta docena de ayuntamientos, la cuantía se podrá incrementar en un 30%.

Este ganadero que se dedica a la cría y recría de especies equinas explicaba ayer que el problema no es tanto la cuantía de las ayudas sino el tiempo que se tarda en pagarlas. Y sobre todo, el trabajo y la inversión perdida durante el tiempo que dedicó en este caso a esta yegua que estaba a punto de dar a luz.

Para dar un ejemplo del número de ataques el pasado año, por ejemplo solo en Pontevedra se registraron 7 casos de ataques de lobo en 2019 que afectaron a 8 animales, siete caballos y una cabra. Mientras que en otras zonas de la provincia es el ganado vacuno el más afectado, en la comarca pontevedresa los ataques se suelen cebar con las ganaderías equinas. En muchos casos es ganado mostrenco pero también como en este último episodio en Armenteira, ejemplares protegidos en fincas cercadas.

Compartir el artículo

stats