Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los pájaros exhiben su canto en A Lanzada

La zona arbolada en la que se aconseja escuchar a los pájaros cantores.

La zona arbolada en la que se aconseja escuchar a los pájaros cantores. Iñaki Abella

El Concello de O Grove anima a sus vecinos a realizar una especie de ruta de senderismo que, a pesar de limitarse a una reducida superficie de terreno, les va a permitir disfrutar de la presencia de aves paseriformes, es decir, pájaros que se caracterizan por su capacidad para posarse en los árboles, el uso del canto, su inteligencia y la complejidad sus nidos.

Ese es, al menos, el objetivo que se marca la concejalía de Medio Ambiente a través de su Proyecto de Inversión Ornitológica, descubriendo este espacio para muchos ornitólogos inédito que se sitúa en el istmo de A Lanzada, muy cerca del centro vacacional existente en el antiguo sanatorio. Es, para entenderlo mejor, cono una especie de prolongación de la ladera del Monte Siradella, aunque al otro lado de la calzada.

La ruta marcada por el Concello de O Grove. PIO

En la Reserva Ornitológica O Grove

Forma parte, en consecuencia, de la Reserva Ornitológica O Grove, gestionada por la Sociedad Española de Ornitología (SEO/BirdLife).

Es su grupo de voluntariado en la provincia de Pontevedra el que, junto al departamento que dirige la edil Ángeles Domínguez, se ocupa de dar a conocer esta ruta “muy sencilla y fresca” a través de “una senda rodeada de vegetación asociada al agua y cerca de un regato que desemboca en la playa de A Lanzada”.

Es un espacio verde que destaca sobre los tonos marrones propios del cordón dunar del tómbolo meco al que se accede desde el acceso oeste a San Vicente, es decir, la carretera que avanza desde el istmo hacia Pedras Negras.

18

La playa y el istmo de A Lanzada Manuel Méndez

Es en ese rincón de A Lanzada donde pueden localizarse diversas especies paseriformes; esos “pajarillos cantores de percha” que, ya sean granívoros, insectívoras u omnívoros, destacan por sus bien desarrolladas alas y sus patas provistas de cuatro dedos, tres dirigidos hacia delante y uno, el pulgar, hacia atrás.

Una cría de paloma torcaz. FdV

Pinzón, chochín común y curruca

A modo de ejemplo, el PIO resalta que en dicho espacio “podremos oír al pinzón vulgar, al mirlo común y a los estorninos negros”, como también al “la explosiva melodía del chochín común”, argumentan en el proyecto municipal centrado en la ornitología y los valores naturales de la península grovense.

Destacan, igualmente, la posibilidad de localizar o escuchar ejemplares de curruca capirotada y, “con un poco de suerte, tal vez cante la escasa alondra totovía (Lullula arborea) desde los pinos de la duna”.

Algunas de las aves mecas. PIO

Todo ello sin menospreciar a verderones, pardillos, gorriones, verdecillos, petirrojos y “los bonitos jilgueros europeos”, sostiene el PIO al hacer su recomendación. 

La lista de paseriformes aportada por el Concello de O Grove se completa con la tarabilla común europea (Saxicola rubicola), la paloma torcaz, la corneja negra, la gaviota patiamarilla y la alondra común que “puede cantar a gran altura sobre la duna”.

Compartir el artículo

stats