04 de junio de 2016
04.06.2016
ÚLTIMA HORA
Un tren arrolla un autobús escolar en Francia y deja víctimas mortales

Bien y mal

04.06.2016 | 02:05
Bien y mal

El paro registrado en España ha bajado de los cuatro millones. Cursa como en los meses de junio, julio y agosto de 2010. En 2007 teníamos 1.973.231 parados. Hay dos millones más de desempleados que al inicio de la crisis. Y entonces la cifra era muy alta si se compara con las propias de los países de nuestro entorno. Buen dato, en todo caso, el que se conoció el pasado jueves. Y lógico. La economía española crece por encima del tres por ciento. Quizá no haya en la OCDE casos similares. Superamos a las grandes potencias europeas y americanas. España estuvo al borde de la quiebra allá por 2012. Con ajustes y sacrificios ahí están los resultados. Pero, ay, a mi juicio el panorama es el mismo: una montonera de monopolios que funcionan presionando sobre los salarios. No hay libre mercado. En ese esquema aparecen picos positivos como el que estamos viviendo pero el problema de fondo sigue vivo. En cuanto se tuerce algo el desplome es enorme. ¿Picos positivos con casi cuatro millones de parados? Muy bien podría hablarse de valles negativos. La política socialdemócrata de Rajoy -altos impuestos y cartel va, cartel viene- no vale. El socialismo siempre es letal. Y cuando se arremanga, peor. En cuanto se vio presidente dictó leyes de despidos masivos, gran vivero de las flores rojas de Podemos. Pablo Iglesias II da por sentado que de ésta se merienda al PSOE como acaba de tragarse a IU. Mira a la Moncloa con ojos de infinito deseo. Una dosis masiva de socialismo nos mandaría de cabeza al tercer mundo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine