02 de noviembre de 2017
02.11.2017
Perfil

Carmen Lamela, la antítesis del juez estrella

Sus compañeros en la Audiencia Nacional la definen como "amable y simpática" y también como "hormiguita" en su trabajo

03.11.2017 | 20:54
La juez Carmen Lamela.

La magistrada Carmen Lamela (1961) se ha convertido en una de las protagonistas de la actualidad informativa de los últimos días. La juez de la Audiencia Nacional ha pedido la prisión incondicional para Oriol Junqueras y otros siete exconsejeros de la Generalitat. En sus manos está también pendiente la orden de ingreso en prisión de Carles Puigdemont y el resto de exconsejeros que se han quedado con él en Bruselas.

La fama accidental cosechada por esta magistrada en estos últimos meses probablemente no hará que Carmen Lamela se sienta demasiado cómoda. Su personalidad discreta no encaja en absoluto con el perfil de juez estrella, no se prodiga con la prensa y, de hecho, es difícil encontrar fotos de ella en internet.

Sus compañeros en la Audiencia Nacional la definen como "amable y simpática" y también como "hormiguita" en su trabajo. Permanece tarde y noche en su despacho, del que a veces no sale ni para comer. "Es muy seria y metódica", ha comentado a Efe un juez que la conoce desde hace años.

También la consideran "jurídicamente muy sólida", "muy rigurosa" y que "fundamenta mucho las resoluciones" y recuerdan que cuenta con mucha antigüedad en la carrera.

De aspecto frágil por su delgadez y de trato exquisito y delicado, esta juez, casada con un magistrado, se hizo cargo en 2015 de Juzgado Central de Instrucción número 3 de la Audiencia Nacional, al quedar vacante la plaza tras la marcha a París como juez de enlace de Javier Gómez-Bermúdez, al que temporalmente sustituyó el magistrado Juan Pablo González hasta que éste accedió a la Sala de lo Penal.

Antes de llegar a la Audiencia Nacional, a la que accedió en 2014 en comisión de servicios como magistrada de refuerzo en la Sala de lo Penal, trabajó como asesora en el Ministerio de Justicia en la etapa de Francisco de Caamaño, el último ministro del Gobierno socialista de José Luis Rodríguez Zapatero.

Su nombre comenzó a hacerse familiar en los medios el año pasado, cuando asumió la investigación por la agresión a dos guardias civiles y sus parejas en Alsasua (Navarra) al considerar los hechos constitutivos de un delito de terrorismo.

Una actuación que, al igual que el encarcelamiento ayer de los exconsellers, causó controversia. Unas críticas que no le influyeron a la hora de apreciar meses después el carácter terrorista de unos incidentes violentos en Pamplona similares a los ya extintos episodios de violencia callejera.

Antes de admitir las querellas de la Fiscalía contra los responsables del proceso de independencia en Cataluña, instruyó una causa por sedición y rebelión contra el Ayuntamiento de Premiá de Dalt (Barcelona) por haber aprobado una moción de apoyo a la resolución independentista del Parlament catalán.

Finalmente optó por archivarla al rechazar que los concejales que apoyaron la moción pudieran incurrir en esos tipos delictivos puesto que en este caso los hechos no podían ser calificados de "violentos", como precisa el delito de rebelión, "ni tumultuarios", como requiere el de sedición.

También le han sido asignados casos de corrupción como el que afecta al expresidente del Barça Sandro Rosell, al que envió a prisión el 25 de mayo acusado de quedarse con 6,5 millones de euros de la venta de derechos audiovisuales de 24 partidos amistosos de la selección brasileña de fútbol, que luego blanqueó en Andorra.

Nacida en 1961, se licenció en derecho por la Universidad Pontificia de Comillas (ICADE) en 1984, ingresó en la Judicatura en 1986 y, tras recalar en los juzgados de Orihuela (Murcia) y Manzanares (Ciudad Real), entre 1989 y 1993 ejerció como decana de los jueces de Badalona.

En 1993 dejó su puesto en la Audiencia Provincial de Barcelona y se trasladó a Madrid como magistrada del Juzgado de Instrucción 25. Cuatro años después, en 1997, pasó a la Sala de lo Penal de la Audiencia Provincial de Madrid.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

España

Denuncian un sabotaje en una casa propiedad de la fiscal jefa de Barcelona

Investigan si los daños menores que causaron varios intrusos guardan relación con el 'procés'

Junts per Catalunya y ERC negocian abandonar la vía unilateral en sus programas

Los partidos independentistas buscan un acuerdo para incluir peticiones conjuntas en sus propuestas

Rajoy, a ERC: "Respetaré el resultado del 21-D"

Rajoy, a ERC: "Respetaré el resultado del 21-D"

El presidente pide a Rufián que explique por qué se presentan a unos comicios que ven ilegítimos

Junqueras pide salir de prisión sin acatar el 155

Junqueras pide salir de prisión sin acatar el 155

El exvicepresident evita acatar expresamente el artículo de la Constitución aplicado en Cataluña

El Pacto contra la Violencia de Género se firmará "a lo largo de diciembre"

El Gobierno garantiza un crédito de 200 millones de euros para la lucha contra esta lacra.

Puigdemont debe acatar el 155 si quiere su pensión

Acogerse al Estatuto de expresidentes para cobrar los 112.000 euros previstos significa aceptar el...

Enlaces recomendados: Premios Cine