Rajoy ofrece consenso al PSOE e incide en los ´problemas económicos y de la gente´

07.04.2008 | 02:00

El líder popular acudirá al debate dispuesto a hacer una oposición "constructiva".

El líder del PP, Mariano Rajoy, está ultimando con sus asesores el discurso que pronunciará mañana en la sesión de investidura del presidente del Gobierno, donde incidirá en los "problemas de los ciudadanos" y que afectan a la economía, la justicia, la inmigración, la seguridad ciudadana y el agua, aseguraron fuentes "populares". Además, ofrecerá pactos de Estado a los socialistas en política antiterrorista, modelo territorial, política exterior y consolidación del modelo de protección social.
La sesión de investidura será el primer gran duelo entre Rajoy y José Luis Rodríguez Zapatero tras las elecciones del 9 de marzo, en el que de nuevo tendrán oportunidad de confrontar algunas de las propuestas electorales que hicieron tanto en la campaña como en los dos debates televisivos.
Eso sí, el presidente de los "populares" acude a este cita dispuesto a "escuchar" los proyectos que quiere llevar a cabo el nuevo Gobierno socialista y con un tono más conciliador que el que ha mantenido hasta ahora. De hecho, él mismo confesó hace unos días que en esta legislatura "el contexto es distinto".
El PP quiere abrir la IX Legislatura haciendo una oposición "firme, constructiva, responsable, sólida y pegada a la calle", un mensaje que ha reiterado estos días la nueva portavoz parlamentaria del Grupo Popular en el Congreso, Soraya Sáenz de Santamaría.
En este nuevo "contexto", y a la espera de conocer el programa político de Zapatero, Rajoy apostará por los pactos de Estado entre los dos principales partidos nacionales. Así, le ofrecerá acuerdos a los socialistas en la lucha contra el terrorismo, modelo territorial y financiación, política exterior y de defensa y, en cuarto lugar, en la consolidación del modelo de protección social.
Desalojar a ANV
En política antiterrorista, el presidente del PP volverá a defender el Acuerdo por las Libertades y Contra el Terrorismo que suscribieron PP y PSOE en el año 2000, así como la importancia de normas como la Ley de Partidos Políticos para actuar contra aquellas formaciones que no condenan el terrorismo.
Lo que ha sucedido estos días en el consistorio guipuzcoano de Mondragón, donde ANV se ha negado a condenar a ETA saldrá previsiblemente a colación en la sesión de investidura. Rajoy ya ha dicho que apoyará cualquier procedimiento para que ANV no esté en los ayuntamientos.
En materia económica, emplazará al gabinete socialista a tomar medidas y dar soluciones al problema de déficit exterior, de precios y de competitividad al que se enfrenta la economía española.

Enlaces recomendados: Premios Cine