13 de febrero de 2019
13.02.2019

Hasta 89 detenidos o investigados en Pontevedra por incumplir órdenes de alejamiento

La Guardia Civil instruye diligencias contra un vecino de Ponteareas por tratar de ponerse en contacto con su expareja

13.02.2019 | 13:24
"Stop" a la violencia de género. // Pixabay

La Guardia Civil investiga penalmente a un vecino de Ponteareas por quebrantar una orden cautelar de alejamiento de su expareja, decretada por orden judicial como consecuencia de un caso de violencia de género.

Según ha informado el Instituto Armado, a raíz de una alerta ciudadana, los efectivos del Puesto Principal de la Guardia Civil de Ponteareas tuvieron conocimiento de que durante al pasado fin de semana, una joven de la localidad había recibido varias llamadas telefónicas de su expareja, sobre la que recaía una orden judicial de alejamiento y comunicación.

A raíz de las indagaciones realizadas se pudo constatar que la joven, no solo recibía llamadas telefónicas, sino también mensajes a través de las redes sociales, que hace un mes aproximadamente se acercó a ella en estado de embriaguez y que, además, en alguna ocasión también había aparcado el coche en su plaza de garaje, pese a que tenía una orden de alejamiento de 200 metros.

Las actuaciones de los efectivos del Puesto de Ponteareas concluyeron con la citación de este individuo al que se le notificó su condición de investigado penalmente por un supuesto delito de quebrantamiento de condena. Las diligencias instruidas han sido entregadas en el juzgado de Instrucción de guardia de Ponteareas.

89 investigados o detenidos por incumplir el alejamiento

Según datos de la Benemérita, el año pasado han sido detenidas o investigadas 89 personas en la demarcación territorial de la Guardia Civil en la provincia de Pontevedra, la mayoría con antecedentes policiales, por quebrantar las órdenes de alejamiento con respecto a sus exparejas.

Los quebrantamientos de condena han sido en su mayoría de órdenes de alejamientos o comunicaciones decretadas por el juez en casos de violencia de género.

Los efectivos de la Guardia Civil detuvieron o investigaron a estas personas, según los casos, por encontrarse merodeando por las inmediaciones del domicilio, centros de trabajo o lugares frecuentados por sus exparejas y sobre los que tenían la prohibición de acercarse a menos de 100 o 500 metros; o por ponerse en contacto con ellas ya fuera por vía telefónica -mediante llamada o mensaje- o a través de Internet.

El mayor número de actuaciones policiales de la Guardia Civil por quebrantamientos de las órdenes de alejamiento en violencia de género se produjeron en Ponteareas (11), Poio y Cambados (9), Gondomar (6) y Bueu y Cangas (5).

También se han registrado, aunque en menor cantidad, detenciones o investigaciones penales por quebrantar órdenes judiciales de protección y alejamiento de las víctimas de violencia doméstica.

El año pasado, la Guardia Civil, en su ámbito territorial de competencia, procedió a la detención o investigación de un total de 16 personas por quebrantar las medidas cautelares decretadas por los jueces en los casos de violencia doméstica.

En concreto, se registraron cuatro actuaciones en Soutomaior, dos en O Grove y Sanxenxo y una en cada uno de los municipios de Baiona, Bueu, Cangas, A Guarda, Poio, Ponteareas, Salvaterra y Valga.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook