“Resiliencia” a ambos lados de la cámara

El director vigués Alejandro Pacheco finaliza su nuevo proyecto cinematográfico independiente en el que cuenta “una durísima historia de superación”

Alejandro Pacheco, con la cámara, durante la grabación de una escena de la película.

Alejandro Pacheco, con la cámara, durante la grabación de una escena de la película. / Cedida

M. González

M. González

“Resiliencia” es “un abrazo de esperanza”. Así define el director novel vigués Alejandro Pacheco su última película, que se presentará en el mes de septiembre en el cine Salesianos de Vigo. Se trata de un proyecto cinematográfico que cuenta “una durísima historia de superación” y que, además, “tiene un final que dejará a los espectadores con la boca abierta”.

Muchos son los ingredientes de esta película para que su director, guionista y realizador ponga en ella altas expectativas. “Esperamos que tenga un fuerte impacto cultural en Galicia”, dice el creador, fundador, además, de la escuela Acting School.

De este modo, Alejandro Pacheco traslada, con esta nueva película, su resiliencia del otro lado de la cámara a la pantalla. “Mi vida ha sido muy complicada, desde la infancia he tenido muchas dificultades, tanto a nivel personal, familiar como de salud y mi vida, justamente, es eso: resiliencia”, explica. Precisamente, ha creado el Método Layer (o método por capas), que consiste en “un método de enseñanza y desarrollo cognitivo”. “Yo soy tartamudo desde pequeñito y además me recuperé de un infarto cerebral cuando tenía 25 años y con ese proceso de recuperación cognitiva creé un método que utilizo en la escuela”, explica.

También da charlas en colegios e institutos. “El desarrollo cognitivo al que me tuve que enfrentar por mis problemas de salud y el método que desarrollé tiene un componente de autoayuda tremendo”, explica. En este sentido, afirma que “somos una escuela única a nivel nacional” y ya prepara un libro sobre este asunto.

Resiliencia es también su forma de crear casi sin recursos. Pese a ello, cuenta ya con varias películas independientes en su haber como “Annie West y el Tesoro de las Seis Caras” (estrenada en FlixOlé Prime Video) o “La Caja de Arena”, en festivales durante 2023 y 2024. “La primera película la hicimos con tan solo 50 euros”, asegura.

“Somos una escuela que hace proyectos, largometrajes, series y mediometrajes con lo que tenemos, sin medios. No tenemos ninguna productora detrás ni el apoyo de ninguna institución por ahora”, prosigue el director, que confía en que “Resiliencia”, sea “ese golpe en la mesa” para darse a conocer.

Sobre la película, rodada entre Pontevedra, Vigo y Ourense, Alejandro Pacheco afirma que “es una historia muy dura a nivel dramático”, con la que también presentan a Arantxa Costas como actriz. “Creemos que va a pegar un pelotazo en Galicia con el tiempo, que va a ser una actriz referente; desde que la conocemos hace cinco años sabemos que va a llegar muy lejos y ésta es la película que la presenta”, anuncia. “Luego también tenemos a Natalia Rodríguez, que está más metida en el teatro y se da a conocer con esta película en el mundo del cine”.

Un momento del proceso de grabación de la película.

Un momento del proceso de grabación de la película. / Cedida

En cuanto a la trama, “se centra en el personaje de Arantxa: lo que le sucede necesita de toda la resiliencia del planeta, porque lo que le pasa es una animalada. Es una película de superación, de lucha, de soledad, de sufrimiento, de aventuras...”, relata su creador. “Sucede en un mundo justo después de que se termine la civilización por culpa de un virus y de una guerra. Ella lo va a pasar tremendamente mal en la película”.

Fue un año de rodaje con medios escasos. “Tuvimos que rodar durante todas las épocas del año para que se notase el paso del tiempo, hemos rodado con nieve, en verano, en invierno, en ríos, en paisajes increíbles..., haciendo un trabajo tremendo”, explica Pacheco. “Al no tener ni peluquería ni maquillaje, el reto era ser capaces de que la actriz se vea igual caminando por un monte y que, aunque hubieran pasado ocho meses, en la película parezca que solamente han dos minutos; es algo súper difícil, tiene que tener el pelo, la ropa, el maquillaje iguales. Es un trabajo de chinos”.

Esta película tiene calidad suficiente para llegar lejos

Otra cosa “peculiar” de esta película es que todo el proceso creativo es obra de Alejandro Pacheco: “Efectos especiales, edición, realización...; todo, absolutamente, lo hice yo”, afirma, el director que tiene todas sus esperanzas puestas en esta película: “Creo que “Resiliencia” va a ser inevitable, es un producto que no van a poder ignorar”.

El gran valor de “Resiliencia” está, prosigue, en el “logro técnico y audiovisual de una película de este nivel”. También en el guion: “Es rompedor, nunca se ha visto algo así aquí en Galicia”. “Las localizaciones son preciosas y la actuación de Arantxa es muy emocionante, estoy convencido de que la gente va a salir llorando del cine porque, además, tiene un final rompedor, que no te esperas, con un giro de guion en el último tercio que espero que deje a la gente con la boca abierta. Lo que sucede en la película va a poner los pelos de punta al espectador porque está tan cerca de la realidad, es tan plausible que pase lo que se ve en la película que también va a ser un impacto por eso. Tiene, además, un mensaje final de esperanza a todos aquellos que hayan perdido a un ser querido: van a salir de la película un poco diferentes, con un mensaje de esperanza en su corazón y un poco más fuertes”.

“Esta película tiene calidad suficiente para llegar lejos”, dice el director, amante “del cine de aventuras, de Los Goonies, de Indiana Jones...”. “Mi manera de hacer cine es un cine que guste y genere dinero de la taquilla. Yo quiero hacer un cine comercial, de aventuras, de acción, con un mensaje; un cine que emocione y que le guste a mucha gente, pero que tenga un aprendizaje. La idea es entretener, que te levantes de la butaca habiendo disfrutado de la película”.

Miembro de una familia de artistas

El director Alejandro Pacheco pertenece a una “familia de artistas”. “Mi abuelo es el pintor Gerardo Pacheco y mi bisabuelo, el arquitecto y socio número 2 del Celta Manuel Gómez”, indica. Además, es primo del músico Diego Pacheco y del artista Nick Pacheco, cantante y guitarrista que triunfa en la televisión japonesa. “Este verano voy a rodar un videoclip con Niko porque quiere llevar una canción suya a Corea del Sur. Va a ser muy potente. Lo rodaremos en Vigo”, anuncia. Acting School se encuentra actualmente terminando la producción de otros proyectos como una película infantil de aventuras sobre las Navidad de Vigo y otro film policíaco rodada entre Vigo y Santiago. “Tengo también una en stand-by para la que incluso había conseguido el contacto con uno de los contactos de Jackie Chan para traérmelo a Galicia para redarla en las Islas Cíes y las Rías Baixas”, dice con el sueño y la esperanza de poder llevar a cabo ese proyecto.