22 de junio de 2019
22.06.2019
CASO "LA MANADA"

El Tribunal Supremo rectifica el fallo contra "la Manada": 15 años de cárcel por violación

Considera que los 5 introdujeron a la chica en un "escenario intimidatorio" y la forzaron hasta sumar "al menos 10 agresiones sexuales"

22.06.2019 | 01:48

José Ángel Prenda, Jesús Escudero, Alfonso Jesús Cabezuelo, Antonio Manuel Guerrero y Ángel Boza, los cinco jóvenes andaluces conocidos como "la Manada", violaron a una joven madrileña, de 18 años, en Pamplona, en la madrugada del 7 de julio de 2016. En plena celebración de los Sanfermines, los jóvenes introdujeron a la fuerza a la víctima en un portal, en un "escenario intimidatorio", y la forzaron de forma repetida, hasta sumar "al menos diez agresiones sexuales con penetraciones bucales, vaginales y anales", en ocasiones de forma simultánea y grabando además esas acciones, en lo que supone un "trato vejatorio o degradante" respecto a la víctima.

Esa es la interpretación de los hechos que hace el Tribunal Supremo, que ayer rectificó las condenas previas de la Audiencia Provincial y del Tribunal Superior de Justicia de Navarra, elevando la pena de cárcel contra los jóvenes sevillanos de 9 a 15 años de cárcel, y modificando de forma crucial la calificación de los hechos: para el Supremo, el delito de "la Manada" no fue, como habían apreciado los dos tribunales anteriores, el "abuso sexual con prevalimiento", sino una violación en toda regla y además con agravantes. Justo lo que reclamaban, desde un primer momento, tanto las acusaciones como los colectivos feministas que, a lo largo de estos tres años, se han manifestado en repetidas ocasiones como muestra de apoyo a la víctima y en protesta por las dos sentencias previas que negaban que la agresión protagonizada por "la Manada" fuese una violación.

Además del incremento de la pena de cárcel de 9 a 15 años, los cinco magistrados del Supremo que juzgan el caso -Andrés Martínez Arrieta, Ana Ferrer, Susana Polo, Vicente Magro y Andrés Palomo- y que han acordado la sentencia por unanimidad, han fijado en 100.00 euros el importe de la indemnización que los cinco condenados han de pagar, de forma solidaria, a la víctima. En el caso del Guardia Civil Antonio Manuel Guerrero, la pena de prisión se incrementa en dos años al ser considerado culpable de un delito de robo con intimidación del teléfono móvil de la víctima, una acción que en las primeras sentencias solo se penó como un hurto.

Tras cumplir las penas de prisión, los miembros de "la Manada" deberán cumplir otros ocho años en libertad vigilada. Además, el alto tribunal ha impuesto a los cinco condenados la prohibición de acercarse a la víctima durante 20 años, a una distancia inferior a los 500 metros, así como la prohibición de intentar cualquier tipo de comunicación con ella.

Los cinco miembros de "la Manada" fueron detenidos a primera hora de la tarde de ayer, y pasaron a disposición de un juez de guardia de Sevilla, para cumplir con el inmediato ingreso en prisión. Los cinco jóvenes ya pasaron la noche en la cárcel de Sevilla 1.

El abogado de La Manada, Agustín Martínez Becerra, expresó su "perplejidad" por la rapidez con que el Tribunal Supremo dictó sentencia y calificó la vista de esta mañana como "una obra de teatro cuyo final estaba escrito" y en la que él ha tenido "la sensación de hacer el ridículo". "Tengo sensación de fracaso, aunque no debería decirlo públicamente, porque estoy absolutamente convencido de que son inocentes", dijo el abogado, al que lo ocurrido ayer le ha "sorprendido muy desagradablemente".

El abogado también aseguró que "no es normal que esto se haya resuelto en una hora" y lamentó "cómo se ha actuado a la forma de detener" a los cinco condenados, ya que ocurrió "antes de que se les comunicase la sentencia", lo que calificó como "irracional".

"He recibido decenas de llamadas de compañeros escandalizados", aseguró Martínez, que dice que desconoce "cuánto tiempo antes sabía el Tribunal Superior de Justicia de Navarra el contenido de la sentencia".

"Solo sí es sí"

El presidente del Gobierno en funciones, el socialista Pedro Sánchez, celebró la sentencia con un mensaje publicado en su cuenta oficial de Twitter. "Fue una violación. El fallo del Supremo sobre La Manada así lo confirma. Solo sí es sí. España sigue avanzando en la protección de los derechos y libertades de las mujeres, y no se va a detener. Porque la creímos, porque os creemos. Porque os queremos VIVAS, LIBRES, SIN MIEDO", escribió Sánchez.

Por su parte, la Ministra de Sanidad, Consumo y Bienestar Social en funciones, María Luisa Carcedo, ha valorado la decisión del Supremio como "una rectificación muy adecuada" porque lo que pasó en los Sanfermines de 2016 fue "una violación y tenía que tipificarse como tal". Carcedo, que hizo estas declaraciones en Mérida (donde participaba en la inauguración de la segunda edición de las Jornadas Nacionales de Sexología), añadió que la valoración que habían hecho los dos tribunales que juzgaron los hechos con anterioridad, condenando en ambos casos a "la Manada" por un delito de abusos con prevalencia, había sido "poco justa, poco atinada al caso", porque, en realidad, se trató de "una violación en grupo".

El líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, escribió en Twitter que "La Manada no fue abuso, fue violación. Millones de mujeres dijeron en las calles #yosítecreo y por fin han sido escuchadas por la Justicia. Enhorabuena al movimiento feminista por esta victoria que no habría sido posible sin su lucha", apuntó.

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, celebró la sentencia y dio las gracias a la víctima "por sobrevivir y resistir por todas". "Gracias a la víctima de #LaManada por sobrevivir y resistir por todas. Gracias al movimiento feminista por unirnos bajo el grito #YoSiTeCreo y #SoloSiesSi. Gracias a la sala del Supremo que ha devuelto un poco de confianza en la justicia porque #NoEsAbusoEsViolacion", escribió en Twitter.

"Se entiende mejor"

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, opinó que "la mayoría de los españoles", entre los que se incluye, entienden "mejor" la condena a "la Manada" por violación y la elevación de su pena a 15 años de prisión que fallos anteriores.

En cualquier caso, en declaraciones a los periodistas constató que "la democracia se sostiene en la independencia del poder judicial" y que "por lo tanto el Tribunal Supremo es el máximo órgano jurisdiccional" y "seguro que ha estudiado el asunto con detalle".

"Esta es su sentencia, este es su veredicto y por supuesto lo acatamos y lo respetamos", destacó el también número uno de los populares gallegos.

A continuación, agregó que, "desde el punto de vista ciudadano", también está "convencido de que hay mucha más gente que entiende esta sentencia mejor que las sentencias anteriores". "Eso ya es una opinión personal", precisó

Así, "lo importante", a su juicio, "es que el poder judicial funciona" y "que lo hace desde la óptica de la independencia". "A los ciudadanos a veces nos cuesta más entender una sentencia que otra y en este caso pues yo creo que la mayoría de los españoles entendemos mejor esta sentencia del Tribunal Supremo que sentencias anteriores", resolvió.

La presidenta de la Diputación de Pontevedra, Carmela Silva, señaló que la sentencia marca "un antes y un después" en la lucha de las mujeres "por nuestros derechos".

Tras conocer la decisión del Tribunal Supremo de elevar la condena contra los cinco integrantes de La Manada a quince años de prisión, Silva aseguró "hoy [por ayer] las mujeres podemos creer en la justicia", ya que se ha demostrado que el estado de derecho "nos protege, nos reconoce y hacer valer nuestros derechos".

La dirigente socialista quiso tener un recuerdo a la joven víctima de esta agresión sexual, recordando "todo lo que tuvo que padecer" para que se haya podido "hacer justicia".

A este respecto, Carmela Silva señaló que cuando las mujeres están "unidas" y se defienden entre ellas la lucha feminista "merece la pena" porque es la "más liberadora" de la humanidad y les permite obtener la justicia "que nos corresponde".

"Hoy [por ayer] es un buen día para todos y para todas, un buen día para la sociedad, porque se ha hecho justicia, la justicia que merecemos las mujeres", destacó la presidenta provincial.

Varias organizaciones feministas celebraron la decisión del Tribunal Supremo. "Por fin se hace justicia y se llama a las cosas por su hombre. Era una violación de cinco hombres contra una mujer, no podía ser otra cosa", señaló la directora de la Federación de Mujeres Separadas y Divorciadas, Ana María Pérez del Campo.

Por su parte, la presidenta de la Federación de Mujeres Progresistas, Yolanda Besteiro, dijo que esta sentencia del Supremo era "ejemplarizante" por toda la repercusión social que ha tenido y, aunque podía haberlo sido "para mal", finalmente lo ha sido "para bien".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook