05 de octubre de 2009
05.10.2009
Eric Rebiere - Surfista profesional del circuito internacional

"La gente ve la tele; yo Google Earth para encontrar buenas olas"

El deportista intentará sobrevolar La Tóxica, una ola que rompe en un acantilado de Nostián, entre A Coruña y Arteixo

05.10.2009 | 00:35
Eric Rebiere, ayer en Galicia.

Dominar La Tóxica, una ola que rompe en un acantilado de Nostián, entre A Coruña y Arteixo, y que recibe este nombre por la cercanía de numerosas industrias, es el reto que afronta hoy el surfista profesional francés Eric Rebiere. Es una ola muy peligrosa por su altura, su potencia y la proximidad de las rocas pero es lo que quiere y busca este deportista por todo el mundo. Rebiere cuenta con un aliado: el tiempo, que permitirá que la ola alcance alturas de hasta cuatro metros. Ya la probó a principios de año y ahora tratará de vencerla.
Quince años subido en olas de todo el mundo en el circuito profesional de surf han hecho que el francés Eric Rebiere, de 31 años, se plantee nuevos retos. Su objetivo es buscar las olas más peligrosas y desconocidas del mundo y tratar de dominarlas. Hoy lo intentará con La Tóxica, una ola que rompe en un acantilado de Nostián y que puede superar los cuatro metros de altura.

–¿Cómo se decidió a buscar las olas más desconocidas y peligrosas del mundo y dejar poco a poco las pruebas del circuito profesional?

–Principalmente por mi amor a olas más potentes. En las competiciones hay algunas y ahí empezó mi gusto por este tipo de olas. Además, ahora tratar de surfear en olas peligrosas es como una nueva profesión, impresiona mucho al público.

–La Tóxica es una ola que ya probó este año. ¿Cómo la definiría?

–Tengo poca experiencia con ella pero cuando entré tenía dos metros y cuando salí cuatro. Es una ola gigante, con la que pones en peligro la vida. Es peligrosa porque cae muy rápido, te puedes caer en la bajada e irte contra el acantilado.

–¿El riesgo es lo que más le atrae?

–Sí. La altura, potencia y peligrosidad de la ola es muy alta y eso es lo que estoy buscando ahora. Quiero aquellas olas para las que es necesaria mucha experiencia y en las que es difícil subirse y mantenerse incluso en una moto de agua.

–¿Cree que Galicia es una buena zona para surfear?

–El problema de Galicia es que hay mucho viento y es difícil coger los días buenos para practicar el surf. Hay que informarse muy bien de las condiciones climatológicas antes de decidirse a surfear aquí.

–¿Qué zonas destacaría?

–En A Coruña está La Tóxica y hay algunas más que todavía no conozco pero que me han dicho que son bastante potentes. En Vigo también hay un par de ellas. Y me gustaría explorar la parte de atrás de las islas Cíes.

–¿Puede haber más olas como La Tóxica en Galicia?

–Al haber muchos acantilados, hay muchas zonas desconocidas y las diferencias de marea facilitan su existencia. Lo difícil es encontrarlas porque a veces no puedes llegar a ellas por carretera y tienes que ir en moto de agua.

–¿El secreto para encontrarlas es explorar?

–O consultar Google Earth. La mayoría de la gente mira la tele y yo Google Earth para encontrar sitios donde pueda haber buenas olas. Pero tengo que dar las gracias a los bugueros –practicantes del bodyboard– porque son los que más olas encuentran. Necesitan menos espacio para bajar de la ola, lo hacen volando, acostados sobre ella, y les es más fácil.

–¿Qué retos tiene de futuro?

–Localizar estas olas peligrosas y desconocidas por todo el mundo y surfearlas. Estamos buscando varias en Europa, a cada cual más peligrosa. Quiero surfear en ellas cuando sean realmente grandes, de las que sólo puedes bajar con la moto de agua.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 
Enlaces recomendados: Premios Cine