DTO ANUAL 27,99€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La noche de hace 4.000 años

El Centro de Interpretación dos Petroglifos de Mogor ofrece durante el verano visitas nocturnas guiadas por expertos

Unos chavales contemplan los petroglifos de Mogor de noche. // S.A.

Unos chavales contemplan los petroglifos de Mogor de noche. // S.A.

Aseguran los arqueólogos del Centro de Interpretación dos Petroglifos de Mogor, que con luz artificial es como mejor se pueden ver los grabados rupestres que se muestran en este yacimiento. Por eso este Centro Azul, tutelado por el Concello de Marín, ofrece durante el verano una experiencia única: la contemplación de los grabados prehistóricos por la noche, con luz artificial.

Los arqueólogos del centro ayudan a los visitantes a descubrir estos grabados que llevan al espectador a viajar en el tiempo hasta 4.000 años atrás. Los guías ayudan a quienes acuden a vivir esta experiencia a saber qué podrían significar esas misteriosos figuras inscritas en la roca, quiénes eran y cómo vivían los que las hicieron.

Estas visitas nocturnas comienzan a las 22.30 horas y tienen una duración de una hora, siendo el punto de encuentro la entrada del Centro de Interpretación dos Petroglifos de Mogor. Se trata de una actividad gratuita y destinada a todos los públicos, y no es necesaria inscripción previa.

Tras la remodelación del edificio y la dotación de una exposición permanente, el Concello de Marín abre al público este centro de interpretación con un horario más amplio.

Los petroglifos de Mogor es una de las estaciones de arte rupestre más emblemáticas de Galicia y también de las de más relevancia internacional, debido a la presencia de dos laberintos. Esta es una figura poco común, que también está presente en otros conjuntos arqueológicos europeos de arte rupestre al aire libre.

En Mogor se pueden visitar tres grupos de grabados, en los que además de los laberintos se pueden contemplar combinaciones de círculos concéntricos, círculos simples, coviñas o un ciervo.

En el Centro de Interpretación se dispone además de una serie de paneles que permiten al visitante introducirse en el mundo del arte rupestre y conocer esa compleja e interesante figura que es el laberinto. También se dispone de información para la visita de otros elementos del patrimonio cultural de Marín y la comarca.

Compartir el artículo

stats