Gabriela Martínez ha llegado a Ourense desde Florida para participar, junto a otros nueve universitarios ‘PreMed’ de Medicina de Estados Unidos –el paso previo a iniciar los estudios sanitarios en posgrado– en unas prácticas de observación, o “a la sombra”, en el CHUO. Durante un mes conocerán el funcionamiento de la sanidad europea y el trabajo de varios especialistas. El contraste entre modelos es evidente. En Europa, con mucho menor gasto por habitante, la esperanza de vida es mayor. Los 78 años en Estados Unidos están por debajo de los 87 años de previsión de vida al nacer para las mujeres y 81 años para los hombres en España.

Gabriela Martínez se enteró de esta posibilidad formativa, el llamado programa “Atlantis Project”, cuando una profesora de la universidad lo comentó en clase. “Me parece interesante venir a España, ver cómo es la medicina aquí y tener una experiencia cultural diferente a la de Estados Unidos. Espero aprender mucho”, dice esta estudiante, que tiene familia residiendo en Asturias. Ayer comenzó sus prácticas en Urgencias. Hasta el 22 de julio, los diez universitarios estadounidenses conocerán de primera mano el funcionamiento de distintos servicios, acompañando a los profesionales y observando, sin llegar a participar en asistencia o técnicas.

Los estudiantes suman credenciales de cara a su admisión en las facultades de Medicina de su país, mientras que los profesionales pueden practicar inglés a nivel de conversación y tecnicismo. En EE UU no se puede estudiar Medicina al terminar Bachillerato, a diferencia de Europa, ya que se consideran unos estudios de posgrado. Antes deben cursar alguna carrera sanitaria como Biología, Química o “Pre-Medicina”. Una vez se gradúan y superan el examen de admisión pueden solicitar el acceso a las facultades.