Obra galega y novela de intriga, la receta de los libreros para sobrevivir al verano en As Burgas

Clientes ojean libros en una de las casetas de la Feira do Libro, en la calle Paseo. |   // IÑAKI OSORIO

Clientes ojean libros en una de las casetas de la Feira do Libro, en la calle Paseo. | // IÑAKI OSORIO / S. de la fuente

Con menos participación que en ediciones anteriores (solo seis casetas), la Feira do Libro está instalada desde este miércoles y hasta el sábado 11 en la calle Paseo de la ciudad. Seis puestos para buscar las últimas novedades literarias o entablar conversación y dejarse aconsejar. Los libreros son verdaderos profesionales a la hora de recomendar y en Ourense, a las puertas de las vacaciones estivales, proponen libro galego y novela de intriga y misterio para sobrevivir al inevitable calor de As Burgas.

El ferrolano Ismael Cortizas, de Librería Cortizas, recomienda leer a Cristina Pato, que acaba de debutar como novelista con No día do seu enterro. “Qué mellor que pasar esas horas de calor lendo un libro ambientado en Ourense, nos seus barrios”, apunta. Esta misma tarde, a las 19.00 horas, la autora estará en la feria presentando su obra.

En Punto e Coma, Raquel Barrado, prescribe más de un título para disfrutar de la lectura en unas largas vacaciones. Empieza por O nome da rosa, el clásico de Umberto Eco traducido al gallego por Maite Jiménez para Aira Editora. “É a primeira traducción ao galego desta obra e está moi ben feita. Foi unha proposta da propia Maite a César Cequeliños, que fixo unha edición moi bonita e moi coidada”, destaca Raquel.

Además de la novela histórica y de misterio, recomienda dos novedades de este año de autoras gallegas. Os seres queridos, de Berta Dávila, y Non penses nun elefante rosa, de Antía Yáñez. En castellano propone Azucre, la novela de Bibiana Candia que relata la historia de centenares de jóvenes gallegos que viajaron a Cuba para trabajar y terminaron vendidos como esclavos. “A min encatoume, é moi lírico”, apunta, y cierra su selección con un clásico: Hamlet.

Antón Pedreira, de la librería compostelana Pedreira, apuesta por Flores de ferro, de María Rei Vilas, una novela de intriga protagonizada por mujeres: “É un libro impresionante e con moi boa literatura, que vai tecendo historias e que tamén fala da memoria histórica”, destaca. “O les e estás desexando que non termine”.

Desde la librería Eixo, Javier Ibáñez recomienda Obra maestra, del ourensano Juan Tallón, una obra "escrita de forma diferente, que non é unha novela ao uso”. Una historia inverosímil, pero verdadera, que narra la historia de una escultura de 38 toneladas que desaparece del Museo Reina Sofía. “É moi interesante e pódese ler pouco a pouco”.

Antía Pérez, de Librería Nobel, recomienda a Ledicia Costas y sus Golpes de luz, una novela “moi entretida e con moita retranca que está gustando moito aos lectores”. Marta Fernández, de La Viuda, propone combatir el calor con novela negra y apuesta por La ladrona de huesos, de Manuel Loureiro. “Te engancha desde el principio”, asegura. Ideal para las horas de confinamiento forzoso por calor.

Ambiente en la feria, ayer por la tarde.

Ambiente en la feria, ayer por la tarde. / INAKI OSORIO

Respecto a las ventas, el sector muestra diferentes opiniones sobre la recuperación tras la pandemia. Ismael Cortizas, por ejemplo, señala que las ferias siempre funcionan bien. “Dependemos moito de como veña o tempo, pero normalmente resultan ben, a xente segue lendo e segue comprando libro, sobre todo nas feiras”, apunta.

Antón Pedreira asegura que, en general, las ventas se han recuperado incluso por encima de las cifras prepandemia.

En Librería Eixo, Javier Ibáñez afirma que empieza a notarse ahora cierto bajón. Si bien durante la pandemia las ventas se mantuvieron por efecto del confinamiento y las restricciones en movilidad, el regreso a la normalidad ha restado tiempo a la lectura.

Suscríbete para seguir leyendo