Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Tú y yo somos tres

La crítica de Monegal | Lídia pregunta y Laura se irrita, o sea, bien

Lídia Heredia y Laura Borràs (’Els matins’).

En ‘El hormiguero’ (A-3) Vicente Vallés ha advertido a las hormigas que él siempre procura hacer preguntas que molesten un poquito al político que entrevista. Estoy de acuerdo con Vallés: la función de un periodista, delante de un político, no debe ser nunca la de un masajista.

Viene a cuento esta pincelada por la entrevista que acaba de hacerle Lídia Heredia a Laura Borràs (‘Els matins’, TV-3). El magistrado del TSJC ya ha concluido la fase de instrucción y la presidenta del Parlament se encuentra ahora al borde de que la sienten en un banquillo y la juzguen por cuatro delitos de corrupción: malversación, prevaricación, fraude y fasedad documental, tras fraccionar 18 contratos para beneficiar a un amigo. Y naturalmente Lídia Heredia le ha preguntado por el asunto. «Según consta, usted ya fue avisada, en varias ocasiones, de que podría estar cometiendo irregularidades ¿por qué no hizo caso? (..) ¿Qué hará usted si es suspendida, como señala el Reglament del Parlament, en su artículo 25.4, para casos como el suyo?», le iba preguntando respetuosamente, casi con dulzura, Lídia.

No obstante Laura Borràs fue recibiendo las preguntas con creciente excitación, y le reprochaba a la periodista que abordase este tipo de cuestiones, acusándola d:e «¡Usted da informaciones que están fuera de contexto y las da por buenas! (..) ¡Con estas preguntas les da veracidad!». O sea, que la señora Borràs se irritó. ¡Ah! Intentemos comprenderla: quizá creyó que ir a TV-3 era como ir a la peluquería. En otros programas seguramente sí. Pero no contaba con que la periodista Lídia Heredia nunca ha ejercido de ‘cheerleader’. Yo le recuerdo a Lídia valerosas preguntas, como aquellas que le hizo a Quim Torra (septiembre 2018) cuando Torra era 'president', y con una valentía, insólita en TV-3, ella le preguntó: «¿Usted siente que ejerce un cargo o siente que es un encargado? (..) ¿Cree de verdad que se puede hacer la independencia con el 47% a favor?». Laura Borrás no calculó bien, es indiscutible. Fue a sentarse en uno de los pocos platós de ‘la seva’ donde el periodismo no se ha convertido en monaguillo.

P.D.– Como ya advertí en otra ocasión, cuando también expresé aquí mi respeto por el periodismo de Lídia, ruego a la dirección de TV-3 que no tenga en cuenta mis elogios. Lídia Heredia no tiene la culpa de que un considerado ‘malo’, ‘sospechoso’ y ‘no creyente’ como yo, la admire.

Compartir el artículo

stats