Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

De Cíes a Rande: Vigo presume de "mejor banco del mundo"

El espectacular mirador del Maruxento en Vigo.

El espectacular mirador del Maruxento en Vigo. P.P.

Aunque parezca increíble, todavía quedan lugares fascinantes por descubrir en Vigo. La vocación atlántica de la ciudad cobra fuerza según uno se aleja del centro. Es ahí, en las parroquias rurales, donde encontramos imponentes panorámicas del tejido urbano y de la ría.

Vigo cuenta también con su "mejor banco del mundo", con una excepcional y amplísima vista que abarca desde las islas Cíes hasta Rande. Este balcón se encuentra en Matamá, en el parque forestal de O Maruxento. Este espacio, de 16,5 hectáreas, fue regenerado hace unos años por la comunidad de montes de la parroquia: una laguna, un mirador y un merendero ocupan el espacio de las antiguas canteras de la parroquia. De ellas salió gran parte de la piedra con la que se construyeron, décadas atrás, los edificios del casco urbano y, siglos atrás, los muros del castillo de O Castro.

La devastadora ola de incendios de 2017 también afectó a la parroquia, especialmente al barrio de A Mó. Esta catástrofe derivó en la transformación del espacio natural que hoy en día es O Maruxento, recuperado por los vecinos con el férreo compromiso del cuidado a los montes y la repoblación con especies autóctonas.

Arboleda y merendero de O Maruxento. P.P.

El mejor banco del mundo en Vigo

Desde las Cíes hasta Rande: en un solo balanceo uno se topa con la inmensidad de la ría y de la ciudad bajo sus pies. El "mejor banco del mundo" se eleva como un balcón sobre un promontorio llamado "Outeiro de Dios", que a 246 metros sobre el nivel del mar. Y es que sus vistas son, sin ninguna duda, cosa de otro mundo: el archipiélago atlántico, Toralla, O Vao, Samil, los montes de Coruxo y Saiáns, Cabo Home, las playas de Cangas... Y todo el tejido urbano: Navia, Balaídos, la factoría de Stellantis (antes PSA), O Castro, la torre del antiguo Xeral, la iglesia de A Guía...

La laguna de O Maruxento. P.P.

Como antesala de este imponente mirador, una hermosa laguna sorprende al visitante. Aunque su origen es artificial, este estanque ya está profusamente poblado por ranas, libélulas... e incluso una familia de patos.

O Maruxento forma parte de la red de 12 parques forestales de Vigo. Por él discurre el sendero panorámico de largo recorrido GR-53, pero también se integra en una ruta circular por las zonas verdes de Matamá y San Andrés de Comesaña, de casi 13 kilómetros. Aunque el recorrido se puede hacer solo por parroquias, con casi 7 kilómetros cada una.

  • Miradores en Vigo: el monte Alba recupera su luz

    A 500 metros de altitud se puede disfrutar de algunas de las mejores vistas de la ciudad olívica y de los municipios limítrofes

Compartir el artículo

stats