Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Concello traslada a Costas la decisión de celebrar eventos en la sensible playa de Vilariño

El gobierno afirma que los informes del Servicio Provincial y de Patrimonio Natural deben prevalecer ante el municipal

Vista de la playa de Vilariño. | // GONZALO NÚÑEZ

Los daños ocasionados en las dunas en Rodeira para la preparación de un campeonato femenino de fútbol playa son un antecedente demasiado reciente como para que el Concello se responsabilice de dos eventos que se pretenden celebrar en la playa de Vilariño: el festival de música folk y las “I Xornadas deportivas de O Hío 2022”. Lo que sucedió en Rodeira sentó un precedente y el gobierno actual y los que vendrán se cuidarán muy mucho de no repetirlo en otro lugar. Ambas organizaciones presentaron solicitud ante el Servicio Provincial de Costas, que dio traslado del expediente al Concello de Cangas para que informe.

Pero el actual gobierno, que es consciente que cualquiera de las posturas que adopte puede generar las críticas de unos y otros, quiere que sea Costas del Estado y Patrimonio Natural quienes emitan informes y teniendo en cuenta los mismos, el Concello realizará el suyo. Desde el gobierno local se asegura que Costas trata de eludir, otra vez, su responsabilidad en un ámbito que le compete y se recuerda que el Concello carece de la competencia y de la capacidad.

Se asegura que si los informes de Patrimonio Natural y Costas son favorables el Concello de Cangas no podrán inconveniente, pero quiere que sea ambas instituciones las que fijen el criterio. “Sus informes tendrán que estar encima de la mesa. Tenemos que tener la certeza de que no se va a vulnerar nada”, manifiesta el gobierno de Cangas.

Costas, para permitir las hogueras en playas durante la noche de San Juan utilizó el criterio de tradición, según señala el ejecutivo local, por lo que ahora debe decidir si vale para el festival de música folk. Ese criterio, para las jornadas deportivas ya no valdría.

No hay que olvidar que lo ocurrido el pasado verano en Rodeira supuso que la alcaldesa de Cangas, Victoria Portas, cesara de sus cargos a la concejal de Medio Ambiente y al edil de Urbanismo, los socialistas Pilar Nogueira y Eugenio González, respectivamente. Lo hizo tras las denuncias y la presión de las asociaciones ecologistas. Ese movimiento político supuso la ruptura del pacto de gobierno entre ACE y PSOE y que el resto de los concejales socialistas presentaran sus dimisiones.

Precisamente, este año surgió un informe sobre el peligro en el que se encuentran las dunas de la playa de Vilariño.

Compartir el artículo

stats