Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La comarca cierra el año con 82.226 vecinos, 46 menos, y perderá 7.800 en los próximos 15 años

Cangas, con 26.582 residentes, es el único municipio que ganó población en el último lustro | Bueu baja de la cifra simbólica de 12.000 habitantes | El número de centenarios superará las 60 personas en 2035

Familias paseando ayer por el Paseo de Pepe Poeta, frente a la Casa da Cultura de Cangas. | // GONZALO NÚÑEZ

La crisis demográfica de Galicia ya afecta de lleno a O Morrazo y no parece tener solución a la vista. El Instituto Nacional de Estadística (INE) hizo ayer públicos los datos del padrón municipal, desvelando que la comarca concluye el año 2020 con un total de 82.226 vecinos, lo que supone una caída de 46 habitantes a lo largo del último año (pues en diciembre de 2019 había 83.347 vecinos) y las proyecciones demográficas del Instituto Galego de Estatística (IGE) para el año 2035 empeoran todavía más el panorama. Y es que en solo 15 años O Morrazo perderá 7.783 habitantes más, situándose en apenas 74.443 residentes contando a Cangas, Marín, Moaña y Bueu.

Lejos de parecer alarmistas, estas proyecciones se corroboran con lo ocurrido en los últimos años. Así, desde el año 2015 la comarca perdió 1.121 habitantes y solo Cangas se salva de estos números en rojo, aunque por muy poco.

En estos momentos Cangas cuenta con 26.582 vecinos, lo que supone 20 ciudadanos más que hace un lustro. Ahí se acaban las buenas noticias demográficas para O Morrazo. Y es que Marín cayó ya hasta los 24.242, lo que supone 842 personas menos en solo cinco años, cuando superaba las 25.000 personas.

Moaña creció en habitantes el último año hasta los 19.452, aunque desde 2015 perdió vecinos. En concreto 40 personas. Más simbólica es la caída paulatina de residentes en Bueu. Con 11.950 bueueses en estos momentos, la villa bajó por primera vez en muchos años de la cifra de 12.000 habitantes censados. Solo en el último lustro, Bueu perdió 301 personas.

Por sexos, de los 82.226 morracenses actuales, hasta 40.588 son varones. Mientras que las mujeres son mayoría y suman 41.638 vecinas. Esta diferencia es habitual dado la mayor esperanza de vida de las mujeres.

Envejecimiento

El envejecimiento de la pirámide poblacional de O Morrazo queda claro al analizar las proyecciones demográficas por cupos de edad. Así, si en estos momentos hay 14.580 vecinos con menos de 20 años, en 2035 esta franja de edad caerá en 5.384 personas para quedarse por debajo de la barrera de los 10.000: solo 9.196 jóvenes. En cuanto a los menores de cuatro años, en estos momentos representan un total de 2.910 niños y en solo 15 años pasarán a suponer apenas 1.844 pequeños.

Por el contrario, la población mayor de 80 años crecerá. Así, se pasará de los 5.033 actuales a más de 7.520, con un incremento de casi 2.500 mayores. Es más, si en estos momentos hay solo cuatro morracenses que superan los 100 años, en 2035 serán 62 los vecinos que hayan vivido más de un siglo. Y según las proyecciones estadísticas 49 de esos centenarios serán mujeres.

En cuanto a la natalidad, los nacimientos proyectados para el 2020 en los cuatro municipios de la comarca llegaron a la cifra de 452, mientras que para el año 2034 se espera que solo nazcan 374 niños. Esto se corresponde también con un incremento del número de defunciones, que pasarán de las 711 previstas para el último año –sin contar el efecto de la pandemia– a las 849 calculadas para dentro de quince años.

El saldo migratorio también será negativo y eso contrasta con lo que ocurrirá en Galicia, que en los próximos años recibirá más personas de las que se irán, aunque nos será suficiente para compensar el saldo vegetativo. En O Morrazo se irán a residir a otra zona 224 personas más de las que se asentarán en la comarca durante esos quince años.

Casi 5.500 hogares con una sola persona y solo 7.866 casas con algún menor de 16 años

Al contrario de lo que ocurre con el número de personas, el de hogares va está en crecimiento en O Morrazo, y eso debido a que cada vez las familias tienen menos integrantes. Así, en estos momentos hay 30.785 hogares en la comarca, lo que supone un aumento de 428 solo en los últimos cinco años. En estos momentos el número medio de personas por hogar de O Morrazo es solo de 2,63, por encima de la media gallega de apenas 2,51. Lo que sí aumentan son las casas con residentes de más de 65 años. Más de la mitad de ellas cuentan con una persona que ya superó la edad de jubilación, tres puntos más que hace cinco años. Una tendencia llamativa es que 5.495 hogares de la comarca cuentan con una sola persona, lo que representa un 17,95%. Pese a esa tendencia, la incidencia de las casas unipersonales es menor entre los morracenses que en el resto de los gallegos, puesto que el 22,3% de los hogares de la comunidad tiene solo un residente. Eso sí, la edad media de los hogares unipersonales ha crecido en los últimos años de los 59,65 años a los 62,86 años. La mayor variación en materia de hogares, según los datos con los que cierra el año el IGE, se encuentra en las viviendas con algún residente menor de 16 años. Si en el ejercicio 2015 eran 8.598 las casas con un niño o adolescente, en estos momentos ya solo representan 7.866 unidades familiares.

Compartir el artículo

stats