Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El fotógrafo de la calle

La muerte el pasado día 10 de William Klein a los 94 años significa la desaparición del autor de toda una época de imágenes que cubren gran parte del siglo XX y esta primera veintena del XXI

El fotógrafo William Klein. Charles Platiau / Reuters

Además de fotógrafo, William Klein (Nueva York, 1928) fue pintor, diseñador y cineasta. En 1957 fue llamado por Federico Fellini para trabajar con él en Las noches de Cabiria y luego hizo más de 20 películas y documentales, entre ellas la influyente Broadway by Light, sobre las luces de neón de Times Square, considerada como la primera película Pop Art. Entre las que tuvieron éxito, ¿Quién eres tú, Polly Magoo? (1966), Lejos de Vietnam (1967), Muhammad Ali, the Greatest (1974) y Grands soirs et petits matins (1978), esta sobre los sucesos de Mayo del 68. Todas estas facetas se recogían en “Manifiesto”, la última gran exposición del artista en Madrid, en 2018, en donde le vimos con 91 años, preocupado por los últimos detalles del montaje en la inauguración de la muestra.

William Klein descubrió Europa durante su servicio militar en 1946, y al año siguiente se trasladó a vivir a París, abandonando su ciudad natal, Nueva York, a la que no regresó hasta 1954, acompañado por su mujer francesa Jeanne Florian. En París estudió pintura con Fernand Léger y André Lothe. Algunos de sus cuadros de esta etapa, que se han podido ver en raras ocasiones, estaban presentes en aquella muestra en Madrid.

El interés de William Klein por la fotografía nació cuando experimentaba con sus pinturas abstractas y con el descubrimiento de las obras de Moholy-Nagy y György Kepes. Regresó a Nueva York invitado por Alexander Liberman, director de 'Vogue', para hacer fotografía de moda para esta revista. Estas fotografías, como las publicitarias, se sitúan en la línea de Helmut Newton, Richard Avedon e Irving Penn. Klein sacaba las modelos a la calle para fotografiarlas en escenarios naturales y rodeadas de gente normal. Una de sus modelos, Dorothy McGowan, encarnó el personaje de Polly Maggoo en su película. Muchas de las fotografías de moda las publicó en el fotolibro Fashion In and Out.

Una mujer pasa junto a la obra "Gun 1", de Klein.

Una mujer pasa junto a la obra "Gun 1", de Klein. Suzanne Plunkett / Reuters

La otra cara de Nueva York

Algunas de las mejores fotografías de William Klein están tomadas en la calle (es uno de los grandes creadores de la street photography), donde se esforzaba por hacerse imperceptible para mantener la naturalidad de la gente y evitar sus poses. Para romper con la fotografía tradicional en este género ensayó con ángulos forzados, encuadres torcidos, contrastes y contraluces, deformaciones, barridos y desenfoques y utilizó el gran angular de manera original. También confiaba en el azar, como Cartier-Bresson. Para Klein la fotografía suponía sobre todo enfrentarse a la realidad y hacerlo “sin piedad”. Con las fotografías tomadas en las calles de Nueva York publicó en 1956 en París un monográfico sobre la ciudad (Life is Good & Good for You in New York: Trance Witness Revels), haciendo hincapié en su caos urbano y en sus habitantes más desfavorecidos (tal vez por esta visión crítica el fotolibro no encontró editor en Estados Unidos hasta 1996). Ahí están los años 50, definidos así por el propio Klein: “La caza de brujas de McCarthy, los golpes de Estado de la CIA en Irán y Guatemala, los beatniks, los primeros discos de Elvis Presley, Marilyn Monroe, Marlon Brando, la bomba H, la píldora, los rebeldes sin causa, los primeros centros comerciales, las guitarras eléctricas, la carrera espacial, el rock and roll hecho por blancos y, por encima de todo, la televisión. El mejor y el peor de los tiempos a la vez”. Klein trató de que todo este universo estuviese en sus fotografías. También inmortalizó las calles de Roma (1958), Moscú (1961) y Tokio (1962). En los 80 y los 90 volvió a París para seguir fotografiando sus calles.

Jóvenes en un concierto de los Rolling Stones en París (1982).

Jóvenes en un concierto de los Rolling Stones en París (1982). William Klein

Por iniciativa suya empezó la publicación de 'Contactos', una colección de DVD en la que reconocidos fotógrafos (Cartier-Bresson, Koudelka, Doisneau, Helmut Newton, Nan Goldin) cuentan de manera pedagógica sus métodos de trabajo a partir de hojas de contactos y series de transparencias. Las grabaciones se clasifican en tres apartados: La gran tradición del Foto-reportaje, La renovación de la Fotografía Contemporánea y La Fotografía Conceptual. La cadena de televisión cultural francesa La Sept emitió los episodios a finales de los años 80, y Arte en 1992.

Existe también una muy apreciada colección en DVD de estas clases magistrales. En sus “Contactos pintados” Klein combinaba la fotografía superponiendo trazos de pintura sobre los contactos de sus negativos.

Compartir el artículo

stats