Avanzan las obras de peatonalización de Porta do Sol, que, junto con la construcción del Centro Comercial Vialia Estación de Vigo, constituyen el proyecto de mayor envergadura que se está realizando en la ciudad. El alcalde, Abel Caballero, avanzó que, “a finales de agosto”, estará “preparada” la cimentación de la explanada, lo que permitirá “empezar a “colocar la estructura que va a mantener el suelo del túnel y la tapa, que es la plaza”. La ejecución del corredor subterráneo, que enlazará Policarpo Sanz con el tramo final de Elduayen, se hará realidad con una inversión de 17 millones de euros: la actuación se financia con fondos FEDER de la Unión Europea y se enmarca en la estrategia de desarrollo urbano sostenible e integrado Vigo Vertical.

Así avanzan las obras en Porta do Sol Marta G. Brea

El regidor visitó este miércoles la zona, donde los operarios acondicionan el antiguo parking valiéndose de 39 vigas de hormigón armado y acero, 53 pilares prefabricados y 1.000 puntales, para comprobar el estado de los trabajos y dar a conocer lo que se está haciendo, ya que “alguna gente”, al estar el espacio vallado, “creía que no estaba habiendo actividad”. “Debajo, hay una obra colosal. Estuvimos viendo la actuación que se hizo en el antiguo aparcamiento. El túnel tendrá una altura de 4,9 metros, dos carriles –uno en cada dirección– y una zona para el material de mantenimiento; en la parte de abajo, aparcamientos”, concretó antes de destacar que está “todo diseñado”. Más actuaciones: el regidor apuntó que “se reforzaron” los muros ya existentes con 17.000 anclajes para “reforzar la base de los edificios”. “Con esa cimentación, continuamos. Se está haciendo una actuación con grandes sierras, de entre 10 y 20 toneladas, que cortan una parte de la placa que cubre el túnel. Las grúas la quitan, se demuele allí y se mete en camiones para llevársela. Hay cuatro robots que hacen el trabajo de las taladradoras inmensas que pesan 2 toneladas y que los trabajadores se esfuerzan en controlar. Los robots los manejan los operarios”, apostilló.

El alcalde subrayó que, en Elduayen, los obreros están instalando los micropilotes –armaduras tubulares de acero de calidad N-80, 177 milímetros de diámetro, 11 milímetros de espesor y 11 metros de largo–. “La zona anexa no se entera de las obras. No hay vibraciones. Se hacen con tal cuidado y tecnología que ni siquiera se notan. Se mantiene el tráfico en el túnel y la superficie de Porta do Sol quedará impoluta. Vigo, por sus circunstancias en los siglos XIX y XX, no tiene una gran plaza como las de Valladolid o Burgos; la de Vigo es la Constitución, que es pequeñita. Se peatonalizan totalmente toda la calle Elduayen y Porta do Sol”, señaló. Preguntado por la posible ampliación del túnel hacia Torrecedeira, el alcalde respondió que “nadie” le marca sus tiempos. Esta actuación dotará a la urbe más poblada de Galicia de una gran explanada peatonal en su kilómetro cero homologable a la de otras grandes ciudades tanto de España como de Europa, con unos 8.000 metros cuadrados libres de tráfico, adornados con fuentes, mobiliario urbano y una réplica ajardinada de las islas Cíes.