Suscríbete BLACK WEEK

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La ocupación del Alvia diario con Madrid cae al 17% durante la segunda ola de la pandemia

Hace un año, cuando había dos conexiones, se usaban seis de cada diez plazas | El Eje Atlántico baja la demanda de billetes a la mitad, lo mismo que en las lineas de autobús

Con Madrid y Galicia afectados por las restricciones sanitarias a causa del Covid, el uso de las lineas regulares de transporte de pasajeros, tanto por tren como por carretera, entre las dos comunidades se ha desplomado en esta segunda ola de la pandemia a niveles muy similares a los registrados en mayo o junio, en pleno confinamiento domiciliario. Así se pone de manifiesto en una respuesta del Gobierno central a una pregunta del grupo del PP en el Congreso de los Diputados relativa a los servicios de transporte y movilidad afectados por las restricciones durante este año.

La respuesta confirma que, en el apartado ferroviario, el Alvia entre Vigo y Madrid presentaba a finales de octubre pasado, en plena segunda ola de la pandemia, una demanda muy escasa, con un descenso de casi el 82% con respecto al mismo periodo de 2019, y el índice real de ocupación apenas llegaba a 17 de cada 100 plazas disponibles en el único tren que este año circula cada día entre las dos ciudades. El descenso es muy significativo si se tiene en cuenta que en 2019, con el doble de plazas, ya que había dos conexiones diarias, esa ocupación rondaba el 60%.

Sin llegar a estos niveles de reducción, los datos que refleja el Gobierno central para el Eje Atlántico entre Vigo y A Coruña también muestran un llamativo bajón: “En la relación de media distancia A Coruña-Santiago-Vigo, la demanda ha bajado un 49% respecto al mismo período de 2019 y el aprovechamiento de los trenes ha pasado del 52% al 34%, es decir, 18 puntos menos”, dice la contestación parlamentaria a los diputados populares pontevedreses Ana Pastor, María Ramallo, Diego Gago y Javier Bas.

Son dos muestras del desplome de uso del tren en Galicia, una “tónica que se mantiene en el resto de relaciones, por lo que los datos evidencian que la oferta actual de servicios es superior y se está recuperando a un ritmo más alto que la demanda registrada en estos corredores”, explica el Gobierno, que quiere “subrayar, además, que el descenso generalizado de la demanda se ha visto acentuado en las últimas semanas (la respuesta está fechada el 30 de octubre) debido a las restricciones a la movilidad que han introducido diversas comunidades (como es el caso de Madrid o Galicia, entre otras) y las recomendaciones para limitar los desplazamientos, a causa de la segunda oleada de la pandemia, sin que Renfe haya reducido la oferta de servicios que se ha ido reponiendo tras la finalización del estado de alarma el 21 de junio”, si bien no es el caso del Alvia a Madrid desde Vigo y Pontevedra.

Añade, además, sus dudas de que “se vaya a producir un incremento de la movilidad y de la demanda de los servicios ferroviarios” a corto plazo. El PP pregunta expresamente por una fecha para restablecer todas las conexiones anuladas a lo largo del año y la respuesta es que “el objetivo del Gobierno es continuar restableciendo la oferta de servicios ferroviarios conforme a la recuperación de la demanda, atendiendo en todo momento a la evolución de la pandemia y a las decisiones que adopten las autoridades sanitarias”.

Este panorama es el que se dibuja para el sector ferroviario, mientras que el apartado de transporte de viajeros por carretera no es mucho mejor, si bien en este caso los datos que maneja el ejecutivo central son menos precisos. Al respecto, la respuesta en el Congreso recuerda que la normativa “establece que los servicios de transporte público de viajeros de competencia estatal por carretera que estén sujetos a un contrato público deberán ajustar los niveles de oferta a la evolución de la recuperación de la demanda, con objeto de garantizar la adecuada prestación del servicio, facilitando a los ciudadanos el acceso a sus puestos de trabajo y a los servicios básicos, y atendiendo a las medidas sanitarias que puedan acordarse para evitar el riesgo de contagio del Covid-19”. añade que, “por lo tanto, son los operadores los que establecen la oferta necesaria para satisfacer la demanda que, según los datos disponibles, sigue estando muy alejada de los valores habituales, ya que actualmente esa demanda se sitúa en el 40/50% de la habitual en un día equivalente (media de las concesiones de competencia estatal)”.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats