Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El ocio nocturno resiste en Vigo

Los hosteleros del ocio nocturno aplauden el respeto del sector y de los jóvenes ante las medidas: "Se cumplen a rajatabla" | Piden el móvil de los clientes por si hubiese brotes

Vigueses, en la madrugada del domingo, en lso accesos a locales del Areal ALBA VILLAR

"Tengo muy buenas sensaciones, y eso que el primer fin de semana fue más costoso, pero cada día va mucho mejor", con esta valoración resume un hostelero de la noche viguesa la situación que vive el sector tras ser señalado como uno de los focos más críticos en el aumento de casos o brotes de covid. Pero gracias a su trabajo de control en los accesos -desde limitar el aforo al 66% a solicitiar el número de teléfono de los clientes ante algún posible brote como impuso la Xunta-, advertencias sobre las mascarillas y la constante vigilancia policial, están demostrando que sus establecimientos son tan seguros como una cafetería, banco, farmacia o supermercado.

Si bien es cierto que el ambiente nocturno ha cogido fuerza con una importante precencia de jóvenes y adultos pasada ya la madrugada, resultaba raro encontrar a alguien que no llevase su mascarilla o en las terrazas alternatan su colocación con la bebida.Ni en Plaza Compostela ni la zona del Náutico se registraron botellones. "La situación fue buena, como está siendo siempre. La gente está concienciándose de que no hay alternativa y saben que hay que llevar mascarilla y cumplir con las normas, como los límites de aforo. Por parte de los empresarios se están comportando bien y en mi empresa estamos cumpliendo las normas a rajatabla. Los demás, por sondeos que tengo, lo están haciendo bastante bien", explica José Luis Asenjo, responsable de varios pubs de la ciudad.

Detrás de este buen hacer de los ciudadanos está la constante presencia policial en las inmediaciones de las principales zonas de ocio. Coches patrullas que discurrían de una calle a otra cada pocos minutos y que se llevan el aplauso de los hosteleros. La policía está actuando bastante y agradecemos mucho la visita de los agentes porque así la gente está más atenta al estar todo vigiladísimo. Le doy las gracias a las fuerzas del orden, están vigilantes, entran en los locales y yo personalmente estoy muy agradecido de que lo hagan", amplía el hostelero.Piden el número de teléfono a los clientes

Por parte de los empresarios, en su mano está regular y favorecer la contención de la situación en sus locales. Para ello puesto en marcha medidas como limitar el aforo, ser más escrupulosos con la hora de cierre o incluso pedir el número de teléfono de todos los clientes para poder contactarlos en caso de algún brote o contagio. "La gente está animada para el porcentaje de entrada que tenemos. Si de normal tienes un 100% y completas, ahora estás a un 66% y te haces un 55% porque prefieres cumplir que pasarte y tener problemas. La ganancia es mínima. Ante la duda de 10 personas arriba o abajo prefieres abajo. La gente tiene ganas de salir, porque vemos como cuando el ocio nocturno tiene problemas organizan botellones o fiestas particulares? Las discotecas nodistan de un bar o un restaurante. Nosotros nos preocupamos de que la gente sea más responsable. Yo ayer pasaba de un local a otro y la gente estaba con mascarilla", añade Asenjo.

Sobre el horario, en los pubs la hora de cierre son las 4.30 más media hora de desalojo. "Antes podías apurar 15 minutos pero ahora somos muy estrictos; veo que todo el mundo está cumpliendo con ello y me alegra mucho porque nosotros somos críticos también. Las discotecas tienen horario de cierre a las 6.00 y con media hora de desalojo. Se está cumpliendo siempre", justifica José Luis Asenjo.

Con todas estas medidas tanto propias como policiales quieren también poner sobre la mesa la seguridad del ocio nocturno y el cumplimiento de la normativa para evitar ser uno de los sectores más señalados. "Noto mayores exigencias hacia nosotros. Elaire de las discotecas no será el más puro pero no dista de un bar o restaurante ¿Quién me dice a mi que no vienes a un local de ocio nocturno y te has contagiado en una cafetería? No deberían criminalizarnos tanto", concluye el hostelero.

Compartir el artículo

stats