Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Vacaciones y fes de vida desbordan el Registro Civil

Con la llegada de las vacaciones muchos vigueses aprovechan para ir a hacer trámites al Registro Civil. Y si a eso se le une la avalancha que hay de peticiones de certificados de fes de vida, ahora que no las gestionan en el Ayuntamiento, ocurre lo que se está viendo en las últimas mañanas: largas colas, dentro o fuera del edificio judicial, para acceder al servicio.

Fuentes de esta oficina judicial dicen que en verano "crece la demanda". "Y como parte de la plantilla está de vacaciones, hay menos funcionarios atendiendo y se forman más colas", indican. Pero rechazan que el servicio esté colapsado. ¿Y las bodas? Ya han sido señaladas las que quedaron pendientes por el parón del Covid-19 -excepto las de las parejas que renunciaron a casarse este año-. En julio todavía hay fechas libres.

Compartir el artículo

stats