Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Se buscan figurantes ... en los juzgados de Vigo

Una veintena de condenados a trabajos sociales surten las ruedas de reconocimiento, pero hay déficit de mujeres y varones mayores de 55 años

La sala de las ruedas de identificación de Vigo. // J. Lores

La sala de las ruedas de identificación de Vigo. // J. Lores

Los juzgados de Vigo buscan figurantes para participar en las ruedas de reconocimiento. Son personas que se sitúan en una habitación al lado del sospechoso, de aspecto exterior y complexión física semejante, mientras la víctima o los testigos de un delito miran por un cristal para identificar al supuesto delincuente. Igual que en las películas, desde la sala de reconocimientos ubicada en los bajos de los juzgados, el cristal impide que los testigos puedan ser vistos, si bien en la práctica de las mismas está presente el abogado defensor.

Desde el año 2014 condenados a trabajos en beneficio de la comunidad (TBC) pueden cumplir su pena con la participación en las ruedas de reconocimiento, así como en otras entidades sociales señaladas por el CIS. En total 23 personas conforman en este momento el listado de voluntarios para participar en las ruedas de reconocimiento dependientes del Decanato de Vigo, donde se celebran también las de otros juzgados como Redondela, Porriño o Tui.

El turno "normal" , de lunes a viernes, está formado por 7 chicos y tres chicas, mientras que el del fin de semana -para casos de urgencia- lo forman exclusivamente 12 varones. Todos deben tener el teléfono disponible entre las 9.00 y las 13.30 horas, por si se les reclama, si bien pueden pasar días sin tener que acudir al juzgado más que para firmar. "Deben cumplir íntegramente el plan y el horario fijado por el CIES, porque sino se considera quebrantamiento de la pena de trabajos sociales", explican fuentes judiciales.

El problema en los juzgados vigueses radica en que entre los figurantes oficiales hay pocas mujeres y ningún varón con más de 55 años de edad, que a tenor de lo visto en los últimos tiempos son de los más demandados, generalmente por delitos de violencia.

La primera rueda de reconocimiento femenina en Vigo se celebró el verano pasado, con mujeres policías en prácticas como figurantes. En otras ocasiones han sido las propias funcionarias de los juzgados quienes se han prestado a realizar la diligencia.

En el primer semestre de este año se celebraron 6 ruedas de reconocimiento, si bien una tuvo que suspenderse al no encontrar suficientes figurantes robustos y de raza negra para comparar con el sospechoso. La oficina del Decanato celebró también dos ruedas por videoconferencia y tres para el partido judicial de Redondela.

La mayoría de las ruedas de identificación en Vigo suelen terminar con el reconocimiento del sospechoso por parte de víctimas y testigos. "El porcentaje de acierto que tenemos es muy elevado", aseguran fuentes judiciales. Si bien no es el único indicio para llevarlo a juicio, lo cierto es que en la vista oral tendrán que identificarlo en el plenario ante el tribunal.

Una de las principales reservas de las personas condenadas a TBC para cumplir sus trabajos en beneficio de la comunidad en este programa judicial es el miedo a ser confundidos con el delincuente o bien señalados por algún otro delito. En este sentido la legislación establece que las ruedas de reconocimiento se ciernen exclusivamente al asunto por el que se convocan, y ninguno de los participantes podría ser identificado para otros delitos.

Compartir el artículo

stats