Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

FARO entrevista al número dos de la lista popular en Vigo

Diego Gago: "Representamos la nueva política; los vigueses demandan renovación y criterio"

"No quiero vivir de la política; me volcaré y luego regresaré a mi actividad privada", defiende

Diego Gago, ayer, en el Náutico de Vigo. // José Lores

Diego Gago ha sido la gran sorpresa de la candidatura de Elena Muñoz. Este licenciado en Derecho Económico de 27 años llega a la Corporación dispuesto a reenganchar al electorado más joven reenganchary demostrar que hay una nueva forma de hacer política. ¿En qué consiste? "Mantener una actividad profesional de la que vivir, hablar un lenguaje directo y sin engaños y más cercanía para conocer las necesidades de los vigueses y defenderlas desde las instituciones". El número 2 del PP elige el Náutico para su fotografía por la escultura de Julio Verne, cuya figura afirma que el Concello no ha sabido explotar.

-¿Qué pensó cuando recibió la llamada de Elena Muñoz?

-Sorpresa. Creo que lo fue para todos menos para Elena. Ella tenía claro el mensaje que quería transmitir: renovación, ideas nuevas y dar una oportunidad a alguien joven pero que lleva once años en el partido y ha pasado por todas las etapas, desde colocar sillas en un mítin a presidir NNXX y formar parte de la Directiva Nacional. Coincidimos en que este es un momento de grandes dificultades para los jóvenes y Caballero nos está dando la espalda.

-¿Qué puede aportar al proyecto popular

-Sentido común, responsabilidad, una visión joven de la ciudad y sus problemas y algo que hoy demandan los ciudadanos: que seamos cercanos y utilicemos un lenguaje directo y sencillo. Sin engaños. Quiero que la gente vea que no pertenezco a la antigua política, sino a la nueva.

-¿Eso qué implica?

-Que voy a volcar todas mis energías en representar a los vigueses y mejorar su bienestar. Pero dentro de unos años dejaré paso a otras personas. Quiero mantener el hilo con la empresa privada porque no quiero vivir de la política. Esa es mi filosofía y la de nuestra candidata.

-¿Es su elección un guiño a los jóvenes desencantados con la clase política en general?

-Mi misión es que se sientan identificados con el proyecto. En tres días compañeros de NNXX que estaban desvinculados me han transmitido su deseo de reengancharse a la política. Están ilusionados.

-¿Podrá un joven vigués identificarse con un chico de 27 años del PP, con trabajo estable y político?

-Hace años era habitual que los jóvenes dieran este paso y va a ser una constante en el PPdeG. Tenemos un alcalde de 23 años en Cotobade y están Pablo Casado a nivel nacional, Borja Sémper en el País Vasco, y Javier Dorado en Galicia. Abrieron un camino para que otros hoy aprovechemos la oportunidad.

-Sus lemas en redes sociales son #ElixeVigo #ElixeMuñoz. ¿Por qué deben hacerlo los ciudadanos?

-Porque representamos la nueva política. Una visión diferente de la ciudad, una idea distinta de cómo trabajar. Nos parecemos más a lo que ahora quieren y demandan los ciudadanos: renovación y criterio.

-Se presenta de número 2 por delante del presidente y del secretario local del PP. ¿Está preparado para esa responsabilidad?

-Claro. No puedo compararme con un concejal del gobierno y es bueno reconocerlo. Pero tampoco se busca eso. Mi papel es otro: defender la visión y las necesidades de un joven de 27 años. Y la elección está avalada por cargos orgánicos de Vigo y del PPdeG.

-¿Será capaz el PP de reivindicar ante la Xunta el túnel de Beiramar o la estación intermodal?

-Elena hará siempre lo mejor para Vigo incluso si eso supone ir en contra de decisiones del partido.

-¿Las encuestas no dan mayoría al PP. ¿Qué expectativas tienen?

-Tenemos un colchón de dos concejales respecto a Caballero para amortiguar la pérdida de apoyos que están sufriendo los dos grandes partidos en España. Estoy absolutamente convencido de que vamos a sacar más votos que el PSOE.

-¿Sería capaz de definir con una palabra o idea a Elena Muñoz?

-Experiencia en la gestión e ilusión por gobernar su ciudad.

-¿Y a usted mismo?

-De la misma forma o parecido. Renovación, criterio e ilusión.

-¿A Caballero?

-Un animal político.

-¿Y a Feijóo?

-Necesito espacio. (Sonríe). Es el representante político de Galicia y casi diría que de España que más se asemeja a lo que quieren los ciudadanos. Es mi referente político.

-¿Se atrevería a mencionar uno en el ámbito municipal?

-Un político completo sería el capaz de combinar lo mejor de Corina Porro y de Figueroa. Una persona con carisma, energía, sosiego y un gran conocimiento de Vigo. Explosivo.

-¿Jugarán un papel determinante las nuevas formaciones el 24M?

-Históricamente no lo han logrado y creo que volverá a repetirse.

"Fue un error dejar a los alcaldes la planificación aeroportuaria"

  • -¿Cuáles deben ser las prioridades del próximo mandato?-Es crucial eliminar la confrontación con otras instituciones y municipios del entorno. Vigo se nutre de trabajadores de la comarca y mantiene fuertes vínculos económicos y sociales con esos ayuntamientos. Nadie puede entender que se rechace el transporte metropolitano. Y veo imprescindible adoptar medidas para beneficiar a los jóvenes de la ciudad y apostar por el turismo.-¿Se puede hacer más por frenar el desempleo juvenil desde el ámbito local?-Desde luego. El Concello fue el último en reaccionar. La Diputación dio a 1.500 jóvenes la oportunidad de trabajar en la empresa privada, después la Xunta lanzó un plan de empleo joven con 100 millones y el Ministerio de Trabajo dio ayudas directas a autónomos. El PSOE llegó en último lugar y fue el PP el que blindó un plan de empleo juvenil en el pacto presupuestario. Es alarmante.-¿Qué política aeroportuaria defenderá el PP vigués? -Si al error heredado de tener tres aeropuertos para 2,5 millones de vecinos le añadimos el haber dejado la política aeroportuaria en manos de los alcaldes la solución se hace muy difícil. Cada alcalde tira por su ciudad, es lógico. Así que hay que buscar una salida mediante el diálogo y la coordinación entre las ciudades dirigida por la Xunta. Los políticos tienen la última decisión, pero quien debe trazar las prioridades son técnicos aeroportuarios tras consultar a ciudadanos y empresarios que son los que vuelan.-El PP vetó ayudas en Vigo y las dio en A Coruña y Santiago.-No es bueno que haya disparidad en la toma de decisiones. Para romper la actual dinámica hay que habilitar un comité de rutas o similar y analizar con madurez y sin egoísmo las necesidades de cada área. Mirando solo por nuestra ciudad no vamos a solucionar el problema. Y tengo la convicción de que Caballero se siente cómodo con el aeropuerto en esta situación porque le da portadas.

Compartir el artículo

stats