27 de noviembre de 2013
27.11.2013

La familia de los "sabios" de la historia olívica crece y suma ya 27 miembros

El Instituto de Estudios Vigueses nombra a seis nuevos socios en un acto en la Praza do Rei

27.11.2013 | 01:12
Al acto asistieron miembros del instituto, como Martín Curty, Jaime Garrido o Costas Goberna. // R. G.

El Instituto de Estudios Vigueses (IEV) aumenta y refuerza sus filas. La institución que desde hace más de dos décadas escruta la historia, cultura y legado olívicos celebró ayer con un acto en el auditorio municipal de Praza do Rei el ingreso de seis nuevos miembros. Su organigrama lo componen ahora 27 socios numerarios. Los nuevos "fichajes" son el periodista y ex director de FARO, Ceferino de Blas; el prestigioso experto en arqueología Ramón Patiño; las historiadoras y divulgadoras Elisa Pereira y Mercedes Bangueses; Fernando Carrera, que ejerce como director de la Escola Superior de Conservación e Restauración de Bens Culturais de Galicia; y la profesora y coordinadora del máster universitario en Dirección de Pymes María del Pilar López. Todos colaboraban ya con la labor del Instituto.

Durante la ceremonia el director del IEV, Juan Carlos Abad, reafirmó la doble vocación del colectivo: investigar y divulgar. "Si para algo sirve el Instituto es por lo que puede aportar a Vigo; de hecho, si hubiera que escoger un slogan yo propondría el de 'protege y sirve': protege la cultura y sirve al darla a conocer a la ciudad", anotó Abad, quien no obvió que el saber atraviesa "malos tiempos". "No solo por la crisis, sino también por su valoración social; se confunde el beneficio en euros y el cultural, que resulta más difícil de calibrar", continuó el responsable del IEV. En los nuevos miembros el Instituto busca "ilusión y renovación".

Palabras emotivas tuvo también Antonio Giráldez, secretario del colectivo, quien en la tribuna de Praza do Rei -y tras repasar la historia del IEV desde 1991- manifestó el gran empeño de la entidad: "Queremos ser visibles". Para lograr ese objetivo Giráldez destacó el plus que aportan las recientes incorporaciones. "Su composición es rica, abarca el arte, el patrimonio...", enumeró el directivo del IEV. A su discurso le siguió el nombramiento oficial de los seis nuevos socios. Minutos después Ceferino de Blas -delegado por sus cinco compañeros- tomaba el micrófono para hablar en nombre de los últimos "fichajes" del Instituto.

El ex director de FARO apostó por un IEV "implicado" en la defensa de la cultura y el patrimonio olívicos. "El Instituto no puede existir como si fuera una burbuja intelectual", anotó de Blas antes de invitar a "sortear el peligro de la invisibilidad; lo que se crea se debe divulgar". El periodista e investigador -recientemente ha presentado una obra sobre Rosalía de Castro y otra sobre Fernández del Riego- reivindicó el espíritu cultural de Vigo y lo ejemplificó con la riqueza periodística que atesora. En ese sentido apuntó a este diario -el decano español- como "fuente de la memoria colectiva de la ciudad" y lamentó que "no siempre ha habido diligencia en la conservación del patrimonio".

El acto se cerró con un discurso en el que el alcalde, Abel Caballero, ensalzó el valor de la investigación y el saber autóctonos. "Vigo siempre tuvo en la cultura su más profunda raíz", valoró el regidor para recordar, a renglón seguido, el vínculo de la ría con las inmortales cantigas de Martín Códax; la publicación de Cantares Gallegos en Vigo en 1863; o, más recientemente, los hitos aeroespaciales impulsados desde la Universidad de Vigo. "Esta ciudad permanece en el foco de la creatividad cultural y científica", concluyó.

La intervención del regidor sirvió también de apoyo al IEV. Caballero aplaudió que el Instituto "resurge con fuerza e ilusión para quedarse" y encomendó al colectivo "que señale por donde tenemos que ir". El "resurgir" del IEV se produce después de que la institución atravesara, en 2011, un episodio complicado tras desvincularse de él la Fundación Provigo y temer sus responsables, incluso, tras abandonar el edificio Asefal, carecer de una sede física para trabajar. "Vigo necesita al IEV", zanjó Caballero.

Nuevos socios que amplían las áreas de trabajo del instituto - Entre los nuevos socios hay historiadores, periodistas... Un abanico que amplía las ramas del saber del Instituto de Estudios Vigueses (IEV). En la imagen, de izquierda a derecha: el director del IEV, Juan Carlos Abad; el periodista y ex director de FARO, Ceferino de Blas; la historiadora Mercedes Bangueses; el director de la Escuela Superior de Conservación y Restauración, Fernando Carrera; el alcalde, Abel Caballero; la coordinadora del máster de Dirección de Pymes, Pilar López; el arqueólogo Ramón Patiño; la historiadora Elisa Pérez; y el secretario del IEV, Antonio Giráldez.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Finalizou o Concuro Illas Cíes no que os nenos e nenas de Vigo traballaron para contar como ven eles as Illas Cíes