Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Elecciones 10N El sondeo electoral de DYM para FARO

El PSOE volverá a ganar las elecciones en Galicia aunque el PP recorta diferencias

Ambos partidos repiten mismo número de escaños, igual que Unidas Podemos -El BNG obtendría hasta dos diputados - Ciudadanos se queda fuera y Vox podría entrar con uno

El PSOE volverá a ganar las elecciones en Galicia aunque el PP recorta diferencias

El PSOE volverá a ganar las elecciones en Galicia aunque el PP recorta diferencias

El PSOE volverá a ganar en Galicia las elecciones generales del próximo domingo. Bajará ligeramente su respaldo en las urnas pero será el partido más votado y repetirá con diez escaños. El PP aumentará su apoyo electoral y además no verá materializada esta mejoría en el número de diputados, pues obtendrá nueve actas, como en abril. En Común-Unidas Podemos pierde fuelle pero conservará sus dos escaños, mientras que Ciudadanos perderá sus dos representantes. En cambio, el BNG podrá regresar a la Cámara Baja con hasta dos diputados y Vox tendría la opción de conseguir un escaño, su primero por Galicia. Estos son los resultados que para la comunidad autónoma prevé el sondeo electoral de DYM para FARO DE VIGO, que revela también el alto grado de indecisión en Galicia, con un 25,8% del electorado que todavía no ha decidido el voto a la espera de cómo evolucione la campaña.

En los comicios del pasado 28 de abril, el PSOE consiguió por primera vez en su historia superar al PP en unas elecciones. Le sacó de diferencia casi cinco puntos porcentuales para instalarse en un 32,1%. Y el próximo domingo, según la encuesta, conservaría esta posición privilegiada de primera fuerza en la comunidad gallega. Eso sí, el apoyo recibido será menor, del 29,9%, algo más de dos puntos por debajo del umbral de las pasadas elecciones.

Sin embargo, esto no le impedirá conservar también el mismo número de escaños que en abril, con 10, e idéntico reparto provincial. El PSOE será por tanto el primer partido de Galicia. Parece que los seis meses transcurridos desde la última cita electoral no han desgastado a los socialistas gallegos, que también vieron como en las municipales agrandaban su poder urbano y se quedaban solo a 9.000 votos del PP.

Los populares experimentarán, por su parte, una ligera recuperación, según el sondeo electoral de DYM, que será en todo caso insuficiente para darle la hegemonía en Galicia. Obtendrán el 28,9% de las papeletas por el 27,4% de abril. Pero al menos significa que, sumada a la pérdida de apoyos de los socialistas, recortarán la diferencia con el PSOE hasta solo un punto porcentual.

Sin embargo, este crecimiento de las perspectivas electorales no conllevará un aumento de escaños. Al igual que el PSOE, repetirá con el mismo número de escaños, nueve en total, e idéntica distribución provincial.

Tampoco habrá modificación de actas de diputados para En Común-Unidas Podemos. Conservarán las dos -una en Pontevedra y otra en A Coruña- pese a ver rebajado su apoyo en las urnas. Su candidatura la respaldará el 11,9% de los gallegos por el 14,5% de abril. Desde entonces, los comunes ha pasado por varias crisis, como el desmembramiento del grupo En Marea en el Parlamento gallego o la irrupción en Más País, llevando consigo a destacados militantes de Podemos. Por tanto, aún ha aguantado bastante bien las tensiones internas.

Pero esas pérdidas de apoyos, tanto en el PSOE como en Unidas Podemos, que se aprovecha de ellas y pasaría de tener un apoyo en abril del 5,7% al 10,2%. Esta subida le permitirá volver a entrar en Congreso y pelear incluso por dos escaños. Uno en Pontevedra y otro, bastante dudoso, en A Coruña. Los nacionalistas sería los que registrarían un incremento más notable de votos de las fuerzas que concurren en Galicia.

El diputado del Bloque estaría en duda porque se lo diputa Vox, que de conseguirlo sería la primera vez que logran escaño en Galicia. Esto es posible porque del 5,3% de los votos obtenidos en abril, ahora pasarían al 8,2%.

Y el principal damnificado será Ciudadanos, que se quedará sin representación en la comunidad. El 11,2% de papeletas logradas en abril ahora se quedará en el 6,9%. No obstante, es el partido que más variaciones significativas podría sufrir, según DYM, debido al elevado nivel de indecisión de los electores y a la baja fidelidad que presentan los votantes del partido naranja.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats