28 de diciembre de 2008
28.12.2008
40 Años
Recursos

Comerciantes de EEUU elevan las ofertas y descuentos antes del fin de año

28.12.2008 | 19:09

Los comerciantes en Estados Unidos elevaron hoy sus "ofertas especiales" y "descuentos gigantescos" para paliar, antes del fin de año, una de las peores temporadas de ventas que se recuerda en décadas.

Las rebajas de precios desde el "viernes negro" -el último de noviembre, que sigue al Día de Acción de Gracias y abre en EEUU la temporada de ventas navideñas- hasta la Navidad no impidieron que las ventas cayeran en dos dígitos en casi todas las categorías.

De acuerdo con SpendingPulse, un informe de MasterCard que calcula las ventas de los minoristas con todo tipo de pagos, en general las ventas han sido en esta temporada un 4 por ciento inferiores a las de la misma época de 2007.

Las ventas de artefactos domésticos y aparatos electrónicos han bajado un 26,7 por ciento y las de ropas femeninas, más de un 22 por ciento, mientras que las de ropas para hombres han caído un 19 por ciento, según esas cifras.

Las cifras cuantifican las ventas en dólares, no en volumen de artículos vendidos.

Con la precipitada rebaja de precios, aún si los compradores concurrieran en masa a los centros comerciales y adquirieran alegremente, la cantidad en dólares de las ventas probablemente no mejorará mucho las cuentas que los comerciantes verán en los primeros días de enero.

Antes de que cierren sus libros de contabilidad del penoso 2008, los comerciantes anunciaron hoy irresistibles ofertas y confían en que tentarán a los consumidores renuentes, aunque algunas promesas tienen trucos.

La cadena Borders, una de las dos mayores librerías en Estados Unidos, anunció una rebaja del 40 por ciento en "todo" su inventario de la sucursal en Natomas Boulevard, en Sacramento, California. Un asterisco y nota al pie, sin embargo, explica que se excluyen revistas, periódicos y todos los artefactos electrónicos.

La cadena HourEyes, de optometristas y venta de gafas, ofrece dos pares de lentes por el precio de uno, y promete que todos los armazones cuestan "sólo 59 dólares", incluidos algunos que antes estaban marcados en casi 230 dólares.

Mattress Warehouse, otra cadena con más de 150 tiendas en los estados de Maryland, Virginia, Delaware, Carolina del Norte, Pennsylvania y el Distrito de Columbia, ofrece con grandes letras "venta de colchones a mitad de precio", y con letra chiquita explica que se trata de "artículos selectos".

Una cadena que no ha tenido una temporada tan mala ha sido Michael's, que vende artículos para artesanías y manualidades, y ha salvado en parte sus ventas porque muchas personas este año optaron por hacer, con sus propias manos, algún obsequio para sus seres queridos en lugar de comprarles regalos.

Pero parece que el negocio no fue suficiente y Michael's ofrece hoy descuentos del 50 por ciento en sus marcos para pinturas y fotografías, y de hasta el 70 por ciento en otros artículos repartidos en las estanterías.

Algunas de las ofertas son un poco confusas: The Big Screen Store -que vende aparatos de televisión desde Maryland, al sur de Virginia- ofrece 600 dólares en gasolina para quien compre uno de sus "pantalla grande y chata" de marca Mitsubishi.

Los diarios están repletos de anuncios a página completa, donde tiendas como la cadena Bloomingdale's anuncian descuentos de "hasta el 75 por ciento sobre los precios reglares, originales y ya reducidos".

Otras tiendas, como BestBuy y Circuit City -que venden aparatos electrónicos, cámaras de fotografía y vídeo, y discos- o como la cadena de muebles Havertys recurrieron al gancho adicional de las ventas a crédito sin intereses por períodos que van desde los 18 a los 36 meses.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine