13 de diciembre de 2008
13.12.2008
Aerolíneas

Iberia reitera sus acusaciones al Sepla tras 16 cancelaciones y nuevos retrasos

13.12.2008 | 20:41

Iberia acusó nuevamente hoy al Sindicato Español de Pilotos de Líneas Aéreas (Sepla) de estar realizando una huelga de celo después de que en el día de hoy se viera obligada a cancelar un total de 16 vuelos, principalmente domésticos y europeos, y a retrasar la práctica totalidad de sus enlaces, según informaron fuentes de la aerolínea a Europa Press.

Así, desde la aerolínea aseguraron que están ofreciendo a los clientes todas las alternativas posibles para que "por lo menos los pasajeros puedan viajar".

Dichas fuentes señalaron que la aerolínea sigue además investigando estos continuos problemas con la apertura de expedientes a los pilotos.

Así, entre otros casos, Iberia está investigando los casos de un piloto en Oviedo, que llamó al mecánico porque su asiento "no estaba a la altura correspondiente" y provocó el retraso del vuelo; a otro piloto que en Johannesburgo causó un retraso porque "se fue a por tabaco" y luego al no llegar a tiempo "exigió que le fuera a buscar un coche a la terminal para no entrar por el mismo sitio que los pasajeros".

Finalmente, a otro en Sevilla que se negó a despegar hasta que la escarcha en la pista no se disolviera, cuando "el resto de aviones estaban saliendo con normalidad". "No queremos decir de antemano que fueran adrede pero se están investigando por sospechosos", recalcaron dichas fuentes.

Desde la aerolínea recordaron que el artículo 7.2 del real decreto ley que regula las relaciones laborales recuerda que "las huelgas de celo o reglamento y, en general, cualquier forma de alteración colectiva en el régimen de trabajo distinta de la huelga, se considerarán actos ilícitos o abusivos".

Asimismo, recalcaron que según la ley de la aviación civil provocar retrasos no justificados por tiempo superior a cuatro horas o la suspensión no justificada de la prestación de los servicios son "infracciones graves".

La actuación "negligente" del personal aeronáutico, tanto de vuelo como de tierra, que tenga como consecuencia el incumplimiento por una compañía aérea de una o más franjas horarias asignadas así como de las programaciones de vuelo también se considera infracción, según la legislación.

Además, ante las acusaciones del Sepla de falta de personal --el sindicato estima que en Iberia faltan 300 pilotos--, desde la compañía señalaron que hay un menor número de vuelos, "no hay más personal de vacaciones porque las vacaciones se reparten por igual durante todo el año" y que pese a esto la puntualidad ha bajado del 80% al 50%.

"La compañía tiene claros indicios que los pilotos están provocando estas alteraciones", recalcaron dichas fuentes.

CARTA AL SEPLA

El director general de la aerolínea, Enrique Donaire, envió ayer una carta al jefe de la sección sindical del Sepla en Iberia, Justo Peral, en la que exigía el "cese inmediato de las alteraciones en el régimen de trabajo" de los pilotos y la "vuelta a la normalidad".

Asimismo, amenazaba al sindicato con la adopción de "medidas disciplinarias pertinentes", exigía la reparación del perjuicio económico ocasionado a la empresa con estas alteraciones y aseguraba que la compañía pondría en conocimiento de las autoridades competentes dichos comportamientos para su "sanción administrativa".

Donaire pedía además información sobre las propuestas presentadas en las asambleas de los pasados días 4 y 12 de diciembre y referentes al punto 'Medidas a tomar', "en aras de la clarificación de las situaciones que se vienen produciendo y de la mejor comunicación entre la empresa y los representantes sindicales".

"La empresa considera que estamos en presencia de una actuación concertada de los tripulantes pilotos, promovida, inspirada u organizada por esa sección sindical, pretendiendo sin duda presionar a la empresa en el marco del actual proceso negociador", recalcó el director general en la misiva.

Donaire recordó que, coincidiendo con una supuesta ruptura de las negociaciones por parte de Iberia, desmentida por la aerolínea, los pilotos están "provocando retrasos, cancelaciones y desorganización de las operaciones", que a su vez están "provocando daños y perjuicios a los usuarios".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine