Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El mercado de las motos aprieta el acelerador

En los diez primeros meses de este año se matricularon 108 mientras que 2016 se cerró con solo 56 altas | A Estrada, con cerca de 1.200 vehículos, es el municipio más “motero”, seguido de Lalín (846) y Silleda (529)

Parte de los asistentes a la concentración motera de ayer en Lalín toman la salida. | // BERNABÉ/JAVIER LALÍN

La matriculación de vehículos acumula varios meses a la baja y el problema de suministro de elementos tecnológicos afecta a un sector que en las comarcas resiste sobre todo gracias a los municipios más poblados. En los diez primeros meses del año se dieron de alta un total de 844 vehículos de todo tipo, un censo semejante al curso precedente. No obstante, el mercado de las motocicletas continúa creciendo hasta el punto de si entre enero y octubre se matricularon 67 unidades de dos ruedas –se excluye el segmento de los ciclomotores– ahora son 108. Los números son todavía más llamativos si los comparamos con los de hace un lustro y durante todo 2016 se vendieron 56 unidades; es decir, en cinco años este mercado duplicó sus ventas.

Los datos oficiales de la Dirección General de Tráfico (DGT) indican que en los diez primeros meses del año Lalín fue el territorio de Deza y Tabeirós-Montes donde más motos se dieron de alta (34), seguido muy de cerca por A Estrada, con 32 matriculaciones. Una veintena constan en Silleda, Vila de Cruces (9), Rodeiro (1), Agolada (1), Forcarei (6) y 5 en Cerdedo-Cotobade. Dozón es el único ayuntamiento de la zona donde el mercado no registró movimiento. Los números son llamativos también si los comparamos con el período enero-octubre del año pasado pues ningún municipio había alcanzado la veintena de matriculaciones de motocicletas.

El parque de este tipo de vehículos en las comarcas alcanza ya las 3.568 unidades y A Estrada es claramente el más “motero” de todos al sumar 1.178 unidades. Otras 846 pertenecen a lalinenses, mientras que en Silleda hay 539. En Vila de Cruces figuran en el censo oficial de Tráfico 296 máquinas y Rodeiro y Agolada se reparten 104 y 87 respectivamente. Otras 49 figuran en Dozón, en Forcarei son 139 y, por último, 330 en Cerdedo-Cotobade.

El lo que respecta a los ciclomotores en lo que va año se matricularon solamente una decena de unidades, seis de ellas en Lalín. No obstante, el sector de las dos ruedas también alcanza mejores marcas que por ejemplo el año pasado pues durante los doce meses de 2020 solo fueron dadas de alta una docena.

Respuesta de los aficionados a la “kedada” del Cocido

Más de 150 personas se dieron cita ayer en la Kedada Motera Cocido de Lalín organizada por el motoclub local Km cero. Según la organización fueron algo más de 130 las motocicletas que se reunieron en torno a las 11.00 horas delante del hotel Pontiñas de la calle Corredoira para iniciar una ruta por las carreteras de la comarca.

Un participante en la ruta. Bernabé/Javier Lalín

El buen tiempo favoreció la afluencia de aficionados, que en su viaje desde Lalín en dirección Vila de Cruces, Agolada, Rodeiro y regreso al la capital dezana para comer un cocido. Hubo paradas en la plaza del consistorio agoladés y en bares de Adelán, en Rodeiro.

Crespo acudió en su Harley a la concentración. Bernabé/Javier Lalín

La organización entregó placas a Izan Argiz y a Antonio Crespo por ser el más joven y el de más edad que acudieron a la concentración o a la pareja formada por los lalinenses Marina y Juanito que no se pierden una convocatoria. Tampoco faltó el alcalde lalinense, José Crespo, subido en su Harley Davidson Sportster del año 1992. Además de moteros de la comarca, llegaron de otros concellos como A Estrada, Betanzos, A Coruña o Bueu.

Compartir el artículo

stats