12 de septiembre de 2018
12.09.2018

Mikel Arruabarrena: "El gol ante el Navalcarnero me servirá para ganar confianza"

El delantero granate se estrenó como goleador en liga con un tanto que valió un punto fuera de casa

12.09.2018 | 03:47
Arruabarrena (i) hablando con Álex Fernández tras un entrenamiento. // Gustavo Santos

Marcar pronto quita presión a un delantero. Es lo que le va a pasar a Mikel Arruabarrena, que ya se ha estrenado como goleador con el Pontevedra, a pesar de llevar menos de un mes en la disciplina granate. El delantero vasco admite que todavía no ha alcanzado su mejor nivel, algo lógico al no haber realizado la pretemporada con el equipo, pero su adaptación al grupo está siendo muy rápida y cada vez se entiende mejor con sus compañeros, por eso confía en ser cada vez más decisivo dentro del campo, haciendo goles importantes para ayudar al Pontevedra a estar arriba.

Se estrenó en liga con un gol que valió un punto al Pontevedra y que quiere hacer todavía más valioso con una victoria el próximo domingo ante el Valladolid B (Pasarón, 19.00 horas). Mikel Arruabarrena ya ejerce de "nueve" granate, con un tanto de delantero puro ante el Navalcarnero que supuso el 1-1 cuando el partido ya parecía perdido para los de Luismi.

El atacante vasco, que el viernes cumplirá un mes en la disciplina de Pasarón, reconoce que no haber hecho la pretemporada con sus compañeros está siendo un hándicap para él en este inicio liguero, pero afirma que se siente cada vez más cómodo con ellos dentro del campo, porque fuera de los terrenos de juego su adaptación al grupo está siendo realmente rápida. Mikel confía en llegar pronto a su mejor nivel y, sobre todo, en seguir aportando goles que sirvan para que el Pontevedra pelee en la parte alta de la tabla.

- El sábado logró su primer gol en liga con la camiseta del Pontevedra. Qué importante es para un delantero marcar ya en las primeras jornadas, ¿no?

- Sí. Personalmente estoy contento, aunque con un poco de pena porque creo que pudimos haber sacado los tres puntos. El gol de ellos nos cogió un poquito dormidos y empezamos a jugar mejor cuando parecía que estaba todo perdido. Estoy contento porque el gol es el primero, me servirá para ganar confianza, ya estoy cogiendo minutos y cada vez me siento mejor, pero lo importante es que sacamos un buen resultado de un campo que es complicado y ahora tenemos que hacer bueno ese punto ganando en casa al Valladolid.

- El tanto fue el típico de "nueve" con experiencia, que está bien colocado y no perdona dentro del área...

- Sí. Fue la única ocasión que he tenido en los dos partidos que he jugado y la he aprovechado. El delantero vive del gol, de intuiciones, de saber estar en el sitio oportuno, y ojalá lleguen muchos más goles como éste, porque valen lo mismo que los goles teóricamente más bonitos. Personalmente, creo que estos tantos pueden marcar diferencias a final de año.

- Al llegar el último y a pocos días de empezar la liga, la adaptación no ha debido de ser fácil. ¿Cómo se siente cuando está a punto de cumplirse su primer mes en el Pontevedra?

- Con los compañeros, muy bien. Bien el club, la presidenta, los trabajadores, todos me han aceptado muy bien y estoy encantado. Con los compañeros dentro del campo todavía me cuesta un poquito porque no sé del todo cómo juega cada uno, y eso es complicado; parece que el fútbol es muy fácil, que en todos los sitios se juega igual, pero depende mucho de conocer bien al compañero, en qué es bueno, en qué situación hace cada cosa... Cada día que pasa estoy más a gusto y eso es lo importante.

- Por lo que se está viendo en los partidos y los entrenamientos, parece cuestión de tiempo que esté a su mejor nivel, ¿no?

- Sí, cuestión de tiempo y de tener minutos. El no haber hecho la pretemporada con el grupo hace que me esté costando un poquito más arrancar, pero estoy contento, he jugado los dos últimos partidos, he empezado a marcar... qué más puedo pedir.

- Valoraba antes el haber sacado un punto de Navalcarnero. Cada vez es más complicado ganar a domicilio, ¿no?

- A todos los equipos les está costando ganar fuera de casa, pocos lo han conseguido. Así que el empate ante el Navalcarnero es un buen punto si conseguimos ganar al Valladolid. Puntuar fuera, si ganas en casa, está muy bien. Esto nos tiene que hacer pensar, apretar el domingo y ser ambiciosos. En casa tenemos que ser muy fuertes e intentar sacar los tres puntos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas