Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

fútbol - Tercera División

Propósito de enmienda

Los tres clubs ourensanos buscan redimirse y lograr la permanencia

Parte de la plantilla de la Unión Deportiva Ourense en el encuentro frente a Atios en O Couto. | // IÑAKI OSORIO

Rubén Domínguez, míster del Ourense CF, dando órdenes. | // I. OSORIO

En la Unión Deportiva Ourense Fernando Currás lo tiene claro, ya no sirve de nada mirar atrás. “Estamos tristes y decepcionados porque los tres puntos en A Estrada no nos hubiesen servido clasificatoriamente pero sí moralmente. Tenemos equipo para más y eso será lo que intentaremos demostrar en una fase que es distinta, complicada y clave”. 

Son rivales a los que no se han enfrentado con anterioridad, así que ya desde ayer están manos a la obra estudiándolos. “El entrenamiento de hoy---por ayer--- va a ser sobre todo para prepararnos más que físicamente, que estamos bien,  mentalmente, que es donde estamos más afectados. Máxima energía y máxima fuerza es lo que le quiero transmitir a cada uno de los jugadores porque hay que olvidarse de lo que ha pasado y enfocarse en lo que todavía podemos realizar”, sentencia el entrenador.

El propósito de la Unión Deportiva Ourense es “rescatar lo que nos ha servido en esta fase y también lo que no para corregirlo”. Podrían recuperar a los dos jugadores lesionados, Amin y Tiago, pero Currás es prudente y censura que, aunque “se encuentran mejor” y el preparador físico “está trabajando a muerte con ellos”, “no es un momento para estar a medias por querer estar, no es necesario apresurarse si pueden estar estarán, pero no es una cuestión de recuperar a unos y ganar un partido, es una cuestión de que somos un equipo y vamos a por todas”. 

En el Ourense Club de Fútbol Rubén Domínguez reconoce que la última jornada dejó un mal sabor de boca por el duelo frente al Rápido de Bouzas, donde los locales naufragaron a pesar de los esfuerzos. Así que apunta que ahora se enfrentan a “una nueva realidad” en la que “pensar en lo pasado no sirve de nada” y lo “importante” es centrarse en el nuevo objetivo, “primero reponernos de esta situación en la primera fase y después la prioridad, lógicamente, conseguir la salvación”, señala Domínguez.

Durante esta semana, “redefinir objetivos y cargar pilas es lo que toca para poder luchar en esta nueva fase”, explica el técnico. Una fase a la que llegan con 28 puntos.

Afrontarlo desde la tranquilidad

En el CD Barco, Iván González lleva diez días al mando y es el encargado de revertir la situación en la que se encuentra el club. Afectado, sentencia “es una pena, es una liga totalmente distinta a la que podrían jugar deportistas tan buenos”. Para el domingo: “ya pensando en el Paiosaco, con mucha tranquilidad, es lo que nos hace falta. Tengo un equipo buenísimo, los veo maravillosamente bien, estamos tristes por no haber quedado en la fase intermedia pero hicimos nuestro trabajo y lo volveremos a hacer” asevera.

Compartir el artículo

stats