Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Medio Ambiente realizará controles de calidad del aire en O Salnés si lo piden los ecologistas

El polen empeora la calidad del aire

El polen empeora la calidad del aire

La Consellería de Medio Ambiente de la Xunta de Galicia estaría dispuesta a valorar la realización de controles de calidad del aire específicos en O Salnés para mejorar el conocimiento del comportamiento del ozono especialmente, si lo solicita alguna agrupación ecologista de la comarca. Pero aclara que, de momento, no ha recibido ninguna petición, ni a nivel municipal, ni por parte de ningún colectivo de esta zona.

Este departamento de la Administración autonómica puntualiza que la comarca está incluida a efectos de evaluación en las estaciones de Campelo y Ponteareas de la Rede de Calidade do Aire de Galicia, complementadas con los datos de la de Noia (esta última perteneciente a la red del Ministerio de Medio Ambiente).

La evaluación de la calidad del aire en Galicia se realiza por la combinación de datos suministrados por las estaciones y por el modelo de predicción “Chimare”.

Este permite, además, avisar con antelación a la población ante episodios de mala calidad del aire, como el ocurrido la semana anterior debido a la entrada de polvo del Sáhara.

La Consellería señala que la capacidad de advertencia a la población es la que permite minimizar los efectos sobre la salud de este tipo de episodios.

Así responde Medio Ambiente a la preocupación expresada a FARO DE VIGO desde el gobierno municipal de A Illa de Arousa y por la representante del Colectivo Ecoloxista do Salnés sobre la necesidad de que existan medidores específicos de calidad de aire en la comarca, ya que los actuales están fuera de esta zona y, por cuestiones geográficas, no pueden reflejar con efectividad los posibles niveles de contaminación.

El estudio en A Illa de Arousa

Medio Ambiente recuerda que en el año 2016, a tenor de las conclusiones extraídas de los modelos de predicción de contaminantes atmosféricos de calidad del aire que evidenciaban la superación de niveles de alerta por ozono troposférico en las Rías Baixas, se decidió llevar a cabo un estudio. Se barajaron diferentes localizaciones en distintos puntos geográficos de la provincia para realizar una campaña de medición con una unidad móvil.

En la comarca la localización escogida fue A Illa de Arousa, y la finalidad de esta campaña fue principalmente la medición del ozono durante los meses de mayor radiación ultravioleta y por lo tanto, de mayor presencia de este contaminante en el aire.

El estudio ambiental se hizo entre el 1 de abril y el 30 de septiembre de 2016. La unidad móvil, además del ozono troposférico, midió el monóxido de carbono, los óxidos de nitrógeno, las partículas PM10 y PM2,5, así como el óxido de azufre.

De todas las localizaciones estudiadas en base a los criterios de macro y microimplantación marcados por la legislación en los diferentes concellos de las Rías Baixas, la Xunta de Galicia consideró que A Illa de Arousa era uno de los más adecuados para la captación y medición del ozono troposférico.

Este municipio fue elegido por estar más alejado, que otros de las Rías Baixas, de la presencia de contaminantes originados por el tráfico, la industria o las actividades domésticas. La unidad móvil se instaló en la zona del Porto de Pau, entre las calles Valle Inclán y Travesía de Palmeira, frente a la Casa Consistorial.

Del análisis de los datos obtenidos en este estudio se observó que mayoritariamente se cumplían los parámetros establecidos por la legislación sobre la calidad del aire. A pesar de ello, se registraron cuatro superaciones “octohorarias” de 120 ug/m3, y una superación del nivel de alerta e información a la población del ozono troposférico.

La Consellería de Medio Ambiente reconoce que en ese momento se valoró la posibilidad volver a monitorizar en un futuro el nivel de ozono en A Illa de Arousa, o de instalar un equipo de medición fija con el fin de mejorar el control de este contaminante desde el entorno de la franja sur de Galicia. Finalmente se optó por instalar una estación de control de calidad del aire en Ponteareas.

La plataforma oceanográfica instalada junto a Cortegada


En las proximidades de la isla de Cortegada, incluida en el Parque Nacional Illas Atlánticas de Galicia, esta instalada, desde el año 2007, una plataforma oceanográfica única por sus características en la comunidad autónoma. Este equipo permite instalar sistemas de medidas variables tanto meteorológicas como oceánicas. En este último caso a diferentes profundidades. Con los datos recabados de los sensores instalados en esta plataforma, se puede saber a tiempo real las condiciones del mar, nivel e intensidad del oleaje, de salinidad, además de las corrientes de agua, temperatura o humedad del aire.

La plataforma se integra en la red oceanográfica de la Xunta de Galicia, integrada también por cinco boyas localizadas en Muros, Ribeira, A Guarda, Rande (Vigo) e Illas Cíes. Toda la información proveniente de los sensores de la plataforma está disponible a tiempo real en las páginas web de MeteoGalicia y del Instituto Tecnolóxico para o Control do Medio Mariño de Galicia, Intecmar, con el que colaboran conjuntamente. A estos datos podrán acceder tanto profesionales del sector pesquero y marisquero, como aficionados a la pesca deportiva o de recreo que necesiten conocer el estado real del mar.

Compartir el artículo

stats