Pazos se hizo el sueco a la hora de subir a las obras del Corredor

08.10.2016 | 04:54
Un autobús histórico para irse de comida. El autobús es un Mercedes Benz de 1953, que pertenece a la empresa de transportes Cuiña. Ayer se encargo de traer a Bueu a un grupo de amigas de la zona de Pontevedra que acuden todos los años a la villa a disfrutar de una comida conjunta.Gonzalo Núñez

El alcalde de Cangas participó ayer en la reunión con la conselleira de Infraestruturas para tratar sobre los próximos cortes en esta carretera y sobre las incidencias y problemas que se encuentra la empresa constructora. Eso sí, a la hora de subir hasta las obras despareció. Seguro que tenía un compromiso ineludible, pero no faltaron bromas relacionadas con el riesgo para la higiene de los coches que supuso el paseo por pistas de tierra. Los hay que se preguntaron si no optaría por evitar tener que pasar por el lavado.

No se perdona el mal aparcamiento

Fueron muchas las partes reunidas por el Corredor y al subir a la vía se compartieron coches. Nos cuentan que la Policía Local de Moaña no pasa una, y cerca estuvo de multar a un responsable de las obras por estacionar de forma irregular.

Silvia Carballo cuida su alimentación

La edil de Bueu, Silvia Carballo, no descuida la buena alimentación ni en sus horas en el consistorio. Ayer, en su mesa de trabajo, disponía de diferentes piezas de fruta perfectamente preparadas para ir picando. Eso sí que es vida sana.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine