Desafío soberanista

La CUP pide ahora a Junts pel Sí que "mueva ficha"

La formación antisistema ha confirmado que diez diputados se abstendrán si hay un nuevo debate de investidura con Mas

04.01.2016 | 12:54

La CUP ha decidido que sus diez diputados se abstendrán si hay un nuevo debate de investidura con Artur Mas como candidato a la presidencia de la Generalitat, aunque ha pedido a Junts pel Sí (JxS) que "mueva ficha", es decir, que proponga otro candidato.

En una rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo Político de la CUP y de su Grupo de Acción Parlamentaria (GAP), realizada en el centro cívico Pere Quart de Barcelona, el secretariado nacional ha confirmado que el 'no' a Mas se ha impuesto al 'sí' por 36 votos a 30, con una abstención.

El portavoz del secretariado, Xavier Generó, también ha precisado que la opción elegida para expresar este rechazo comporta que los diez diputados de la CUP se abstendrán si hay otra sesión de investidura en la cámara catalana con Mas como candidato.

Por lo que respecta a lo ocurrido en la reunión de hoy, fuentes del secretariado han precisado que han sido los once votos de los representantes del GAP los que han inclinado finalmente la balanza a favor del 'no'.

El voto de los representantes de las organizaciones externas -ligadas a Crida Constituent- ha sido decisivo, puesto que entre los miembros del Consejo Político de la CUP se había producido un empate técnico al votar por separado las dos propuestas -la del 'sí' y la del 'no'- y obtener cada una 29 votos a favor, 27 en contra y 1 abstención.

Generó ha explicado que no eran 68 las personas que componían el Consejo Político, tal y como se había dicho hasta hoy, sino que en realidad son 67, y que una de ellas ha utilizado hoy su derecho a no votar, por lo que el total de votantes era de 66.

A la rueda de prensa posterior a la reunión únicamente han comparecido dos diputados favorables al 'no' a la investidura de Artur Mas, Gabriela Serra y Sergi Saladié, mientras que no estaban presentes ninguno de los del 'sí'.

Gabriela Serra ha quitado importancia a este hecho, ha dicho que no tenía constancia de si el presidente del grupo de la CUP en el Parlament, Antonio Baños, piensa dimitir o no, y tampoco ha aclarado si la decisión final adoptada hoy puede provocar una fractura interna dentro de esta formación independentista y antisistema.

Sí que ha insistido, en cambio, en reclamar a JxSí que "empiece a mover ficha" si quiere salvar la legislatura, lo que pasa, ha recalcado, por proponer a otro candidato alternativo a Artur Mas, porque "el proceso no acaba hoy" y "estaremos esperando nuevas propuestas".

"Mantenemos nuestro compromiso de proseguir el proceso hacia la independencia y hay CUP-Crida Constituent para mucho tiempo", ha apuntado Serra, que a la vez ha puntualizado que "que nadie debe pensar que dejamos de tener una organización como la que tenemos, que es independentista, anticapitalista y feminista".

El también diputado Sergi Saladié ha señalado que si en los pocos días que faltan para poder proponer a otro candidato, JxSí lo hace y abandona el "inmovilismo" entonces, ha añadido, "podemos avanzar hacia el mandato de conseguir la independencia".

En este punto ha recordado que "Artur Mas dijo hace tiempo que él no sería un obstáculo", por lo que "es el momento de demostrarlo" ya que "tenemos una mayoría absoluta independentista -ha dicho- pero no para apoyar a un determinado candidato a la presidencia".

De hecho, Gabriela Serra ha reconocido que, al final, las negociaciones con JxSí han quedado reducidas para la CUP en el "quién" es el candidato a la presidencia, y no son obstáculos ni el "qué" ni el "cómo" o el "cuándo", en alusión a la independencia de Cataluña.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine