JUNTA GENERAL DE ACCIONISTAS EN PESCANOVA

La junta de Pescanova aprueba las cuentas y rechaza nombrar un quinto consejero

La junta general de accionistas de Pescanova arrancó con quórum, con el 57,25% de las acciones (casi todas delegadas) pero sin Sousa, Carceller o Tesch. La multinacional gallega dará un giro en sus más de 50 años de historia

01.07.2014 | 15:52

La junta de accionistas de Pescanova ha aprobado con un 81,93 % de votos favorables y un 13,9 % en contra las cuentas de la compañía de 2011 (tras ser reformuladas), 2012 y 2013, y ha apoyado con un 73,38 % de la masa representada la reducción de su consejo de administración a cuatro miembros, según EFE.

Adicionalmente, ha rechazado la petición de Cartesian y de la Asociación Española de Accionistas Minoritarios de Empresas Cotizadas (Aemec) de que hubiera un quinto consejero que representara a este colectivo.

Así pues, el consejo que pilotará Pescanova hasta su refundación en Nueva Pescanova estará integrado por Fernando Herce (Iberfomento), Alejandro Legarda (independiente), César Mata (secretario) y Diego Fontán (accionista y representante de Crisgadini, sociedad de inversión de Carolina Masaveu).

Herce, que ha ejercido de presidente de la junta de accionistas, había advertido antes de la votación de que de no apoyar las cuentas, la compañía se habría visto abocada a la liquidación y esto habría sido "la constatación de un fracaso".

En cambio, su aprobación significa "cerrar un capítulo oscuro" en la historia de la pesquera.
Las cuentas reformuladas de Pescanova correspondientes a 2011 concretan las pérdidas de aquel año en 260 millones de euros, y el agujero patrimonial, en 791.

Las de 2012 reflejan un patrimonio neto negativo de 1.522 millones, mientras que las de 2013 cifran las pérdidas en 719 millones y el agujero patrimonial, en 2.237 millones.

Un giro histórico

Pescanova dará un giro en sus más de 50 años de historia al iniciar hoy una nueva etapa después de que su junta general de accionistas diese luz verde a las cuentas de los ejercicios 2011, 2012 y 2013.

El ejercicio 2013 cerró con unas pérdidas de 719 millones de euros y un agujero patrimonial de 2.237 millones de euros, frente a los números rojos de 790 millones de euros de un año antes, con un patrimonio neto negativo de 1.487 millones de euros, inferior al de 2013. Las ventas de la compañía se situaron en 2013, año de la crisis de la pesquera, en 1.063 millones de euros, lo que supone un descenso del 21% respecto a las alcanzadas un año antes.

Deloitte ha reformulado en calidad de administrador concursal las cuentas de 2011 de Pescanova, consistentes ahora en unas pérdidas de 260 millones en términos consolidados, frente al beneficio de 48,8 millones de euros, con un alza del 34,4%, comunicado por la empresa en su día.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine